Luego que la organización internacional no gubernamental (ONG) Oceana confirmara este miércoles 9 de julio que presentará un reclamo ante el Consejo para la Transparencia debido a que, según afirmó, el Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura (Sernapesca) se negó a entregar información pública sobre el uso de antibióticos por parte de la industria salmonicultora en Chile, la autoridad de Gobierno, al igual que las empresas productoras, presentaron sus descargos.

Fue así que en el marco del seminario sobre Buenas Prácticas para el Uso de Antimicrobianos en la industria de la salmonicultura, que se realizó ayer jueves en Puerto Montt (Región de Los Lagos), la subdirectora de Acuicultura del Sernapesca, Alicia Gallardo, recordó que los datos sobre el uso de antimicrobianos en Chile se publican periódicamente en el sitio web de la entidad.

De este modo, Gallardo afirmó que las informaciones difundidas el miércoles indican erróneamente que la entidad pública “se habría negado” a entregar información solicitada por la ONG respecto al uso de antibióticos en Chile. “De acuerdo con la Ley General de Pesca y Acuicultura (LGPA), el Sernapesca debe publicar la cantidad de antimicrobianos usados por agrupación de concesión (“barrio”), información que está disponible en el sitio web con datos estadísticos desde el año 2007 en adelante”, precisó la autoridad.

De igual manera, la representante del Sernapesca recordó que en este caso en particular, Oceana solicitó información desagregada por empresa, lo que de acuerdo con la propia Ley sobre Acceso a la Información Pública (Ley 20.285) debe ser consultado con todas las compañías involucradas, “toda vez que la entrega de datos relacionados con su proceso productivo puede afectar sus derechos”.

“No obstante, cualquier particular tiene el derecho de recurrir al Consejo para la Transparencia, instancia que evaluará y determinará la pertinencia de proporcionar estos datos”, subrayó la profesional, reiterando que el Sernapesca, “como cualquier institución de servicio público, vela por el bien común, cumpliendo con los objetivos que le han sido encomendados con las herramientas que le otorga el marco normativo, por lo que la denegación de entrega de la información en este caso no es motivación ni interés particular del Servicio, sino que forma parte de un procedimiento dispuesto en la ley que regula la entrega de este tipo de datos.”

Manual de Buenas Prácticas 2.0

Por otra parte, la subdirectora de Acuicultura reconoció que el uso de antimicrobianos en la industria local “es un objetivo estratégico de nuestra gestión acuícola”. Por esta razón, en conjunto con el Laboratorio de Farmacología Veterinaria de la Universidad de Chile, emitieron en 2010 el “Manual de Buenas Prácticas en el Uso de Antimicrobianos y Antiparasitarios en la Salmonicultura Chilena”, cuya versión revisada y actualizada se presentó ayer en Puerto Montt.

“El uso de antimicrobianos sigue siendo la principal herramienta terapéutica para combatir las afecciones parasitarias y bacterianas en cualquier sistema de producción animal, incluida la acuicultura, no obstante, los riesgos de su uso inadecuado son una preocupación mundial, ante lo cual diferentes países como Estados Unidos, Canadá y la Unión Europea (UE) han realizado planes nacionales de acción contra la resistencia bacteriana y promoviendo el uso prudente de antibióticos”, explicó Alicia Gallardo.

La autoridad agregó que por este mismo motivo, el Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura en conjunto con expertos de la Facultad de Ciencias Veterinarias y Pecuarias de la Universidad de Chile, elaboraron el Manual de Buenas Prácticas en el uso de Antibióticos y Antiparasitarios, siguiendo los lineamientos que la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE) y con la finalidad de “entregar pautas orientadas al uso adecuado de estos fármacos en la industria chilena, con el objetivo de evitar o disminuir la resistencia de los parásitos y bacterias, como así también disminuir el impacto ambiental de estos fármacos”.

Los “Informes de Uso de Antimicrobianos en la Salmonicultura Nacional” pueden ser descargados haciendo clic aquí.

Salmonicultoras

En el comunicado de prensa emitido por Oceana, se mencionaba a alguna de las compañías salmonicultoras que constituyen la mayor cantidad de producción en Chile, las que, según la entidad ecologista, se habrían rehusado a detallar la información sobre el uso de antibióticos en el país.

No obstante, las firmas de mayor envergadura, como Empresas AquaChile, Cermaq y Marine Harvest, que precisamente eran aludidas por Oceana, publican en su sitio electrónico sus reportes anuales de sostenibilidad donde se detallan esos datos.

Es así que en el caso de AquaChile están disponibles los de los años 2011 y 2012 -los de 2013 aún no han sido publicados-, los cuales se pueden encontrar en este link: http://www.aquachile.com/es/sustentabilidad

Por su parte, Cermaq Chile aseveró a AQUA que tiene una política de transparencia que va más allá de las obligaciones legales como compañía abierta en la Bolsa de Valores de Oslo (Noruega). “Es esta política de transparencia la que nos ha hecho merecedores por tercer año consecutivo del reconocimiento del prestigioso estudio de Seafood Intelligence, por tener el informe de sostenibilidad más completo y relevante del sector acuícola”, subrayó la firma de origen noruego.

Cermaq Chile reporta este indicador desde hace varios años en su reporte anual y de sustentabilidad integrado, el que está en la página web de Cermaq (www.cermaq.com), disponible en idioma inglés, noruego y recientemente en español. Los datos ya son públicos y existe un camino oficial para obtenerlos, detalló la compañía.

“En nuestro Reporte Anual y de Sustentabilidad Integrado pueden conocer la cantidad de antibióticos utilizados durante los últimos años, incluido el 2013 para todo el Grupo Cermaq. Las razones de su uso, también son explicados en dicho reporte”, ahondaron desde Cermaq Chile.

En tanto, los reportes de Marine Harvest se pueden encontrar aquí.

Aumento de producción

Sobre las palabras del director ejecutivo de Oceana, Álex Muñoz, que sostienen que “las cantidades de antibióticos que usan las empresas se ha disparado en los últimos años”, desde la industria comentaron que la denuncia no relaciona la cantidad utilizada con el aumento en la producción desde que la crisis del virus ISA comenzara a normalizarse, lo que podría ser un dato con mayor base para comparar en el tiempo.

De igual manera, sostienen que cuando se analiza el uso de antibióticos en Chile con otros territorios salmonicultores, se debe tomar en consideración que nuestro país presenta patologías de origen bacteriano -fundamentalmente el Síndrome Rickettsial Salmonídeo (SRS)- que no tienen la misma incidencia en naciones como Noruega, Canadá y Escocia.