Esta publicidad se cerrará en segundos Cerrar
Fuente: Editec
Fuente: Editec

En Viña del Mar: Buscan una acuicultura diversificada y sustentable

El público, cerca de 120 inscritos, tendrán la oportunidad de acceder a las más de 80 exposiciones que tendrán lugar durante los cuatro días en que se extiende el evento inaugurado la mañana de ayer martes 17 de enero.

El escenario es la moderna sede que tiene la Universidad Andrés Bello (UNAB) en la ciudad de Viña del Mar (Región de Valparaíso). El motivo es la celebración del VI Congreso Nacional de Acuicultura que, bajo el título “Investigación para la Diversificación y Sustentabilidad”, es organizado por la Facultad de Ciencias Biológicas y Facultad de Ecología y Recursos Naturales de la mencionada casa de estudios superiores y la Sociedad Chilena de Acuicultura. Los participantes, un selecto grupo de investigadores nacionales e internacionales que buscan aportar al desarrollo de la actividad desde diferentes ámbitos. El público, cerca de 120 inscritos, tendrá la oportunidad de acceder a las más de 80 exposiciones que tendrán lugar durante los cuatro días en que se extiende el evento inaugurado la mañana de ayer martes 17 de enero.

Pero los datos anteriores poco reflejan la importancia de la reunión que comenzó a gestarse hace dos años atrás en Coquimbo (Región de Coquimbo), cuando se realizó la versión anterior. Es que sin contar con la presencia de actores como el presidente de la Sociedad Mundial de Acuicultura, Dr. Juan Pablo Lazo; o del director de Acuicultura de la Universidad de Miami, Dr. Daniel Benetti, también se considera la participación de referentes nacionales en el cultivo de peces, moluscos y algas. No por nada, y gracias al aporte del Estado, empresarios y de especialistas que “soñaron hacer en el agua lo que hace miles de años se realiza en tierra”, en menos de 40 años Chile se ha ubicado dentro de los primeros diez productores mundiales y es el número uno dentro del continente americano. Pero los desafíos persisten.

Sustentabilidad

Uno de los primeros actores que llamó a seguir trabajando hacia la sustentabilidad fue la subdirectora nacional de Acuicultura del Sernapesca, Alicia Gallardo, quien recordó que, gracias al aprendizaje logrado a través de los años, “hemos ido fortalecido las herramientas sanitarias y de gestión del país”. En su presentación destacó los US$45 millones que dispondrá el Ministerio de Economía para dos proyectos que apuntan hacia la sustentabilidad de la salmonicultura y un mejor análisis de los datos que el Estado genera. “Esto nos ayudará a la toma de decisiones, con un enfoque precautorio, pero sin afectar la sustentabilidad de la acuicultura”. A su vez, Gallardo llamó a los representantes de la actividad a potenciar el trabajo colectivo y solidario ya que “el futuro de la acuicultura lo hacemos todos”.

Otro de los que puso énfasis en la sustentabilidad de los cultivos de especies hidrobiológicas fue el director de la carrera de Ingeniería en Acuicultura de la UNAB, Juan Manuel Estrada, quien además de destacar el rol fundamental que posee la actividad en el suministro sustentable de alimentos, hizo hincapié en los efectos del cambio climático que vive el planeta. “Dos ejemplos, pasamos de un promedio de 26 marejadas anuales a 46. También estamos advirtiendo severos efectos del proceso de sequía”, expresó y, de paso, llamó a potenciar el uso de tecnologías como los sistemas de recirculación de aguas (RAS) o los cultivos offshore. De igual forma, llamó la atención de los presentes a mejorar la reputación y conocimientos de los cultivos a nivel local. “Mientras la empleabilidad de la acuicultura sigue siendo alta, el 75% de las carreras del área han cerrado su admisión”, manifestó Estrada.

Los dardos del representante de la Sociedad Mundial de Acuicultura no cayeron muy lejos de los expositores anteriores. Sabido por todos es la importancia que están alcanzando los productos provenientes de la acuicultura y por sobre los pesqueros y donde se estima que al 2030 habrá un déficit de cerca de 30 millones de toneladas, “los que deberán ser suplidos por los cultivos dado que el volumen de las extracciones se han mantenido estables durante los últimos 30 años”, expresó Juan Pablo Lazo.

A juicio del especialista de origen mexicano, la acuicultura solo podrá cumplir con el rol al que está llamada a través del uso de fuentes proteicas alternativas a la harina y aceite de pescado, a una expansión de los sistemas offshore y RAS, a un mayor control y prevención de las enfermedades y al desarrollo de la manipulación genética y mejoramiento de los stocks. También aseveró que la disminución en el uso de antibióticos es un reto que debe ser abordado por los grupos de investigación. “El futuro de la seguridad alimentaria mundial dependerá en gran parte de la acuicultura y el futuro de esta actividad es la sustentabilidad”.

Más diversificación

Una de las presentaciones que acaparó la atención de los presentes fue la entregada por el presidente de la Sociedad Chilena de Acuicultura, Antonio Vélez, quien se refirió a las múltiples alternativas acuícolas que ofrece la macrozona norte del país (desde Los Vilos hasta Arica).

Y si bien en ésta área ya hay experiencias productivas exitosas en materia de ostiones, abalón, ostra del Pacífico, hirame, corvina, dorado y algas, entre otras, también relevó los avances que se están produciendo en especies como el culengue, loco, macha, pulpo, hacha, cabrilla, sargo y apañado.

Existiendo condiciones productivas para componer industrias tan prometedoras como las logradas en el sur del país, como las productoras de salmónidos y mejillón, ¿por qué no se ha podido avanzar más? A juicio de Vélez, todavía se debe avanzar en “ampliar las áreas aptas para la acuicultura, dentro y fuera de las áreas de manejos y donde se tienen que simplificar los procesos”, dijo agregando que también falta una caracterización físico-química de los cuerpos de agua, floraciones algales nocivas, presencia de oxígeno, metales pesados o coliformes fecales. “A su vez debemos potenciar el desarrollo de un mercado regional que incluya a Perú, Argentina y Brasil, así como potenciar la demanda local”.

Quizás por lo último es que la mayoría de las presentaciones realizadas durante el primer día del evento -y que serán desarrolladas en la próxima edición de AQUA- se centraron en los avances científicos logrados en diversas especies de moluscos y peces. En tanto, para hoy se proyectan exposiciones en materia de salmonicultura.

Temas Asociados