Centro salmonicultor (Foto de contexto. Gentileza: Salmones Magallanes)
Centro salmonicultor (Foto de contexto. Gentileza: Salmones Magallanes)

Modelación hidrodinámica para cultivar salmónidos

Esta herramienta permite adelantar escenarios críticos en contingencias como dispersión de patógenos, hidrocarburos, deriva de objetos, anomalías térmicas, entre otros.

El pasado lunes 23 de enero, entre las 09:00 y las 13:30 horas, en el salón de convenciones del Hotel Rey Don Felipe de la ciudad de Punta Arenas, Región de Magallanes y de la Antártica Chilena, se llevó a cabo un taller organizado por el Grupo de Oceanografía Física del Departamento de Medio Ambiente de la División de Investigación en Acuicultura del Instituto de Fomento Pesquero (IFOP). El grupo tiene asiento en el Centro Maricultura de Putemún, Castro, Chiloé, Región de Los Lagos.

El acto de inauguración estuvo a cargo del intendente de Magallanes, Jorge Flies, quien centró sus palabras en la “importancia de la investigación aplicada, y en particular de la labor del IFOP, para el desarrollo sustentable de la acuicultura y el valor de esta actividad para la región”.

foto taller reche

Por parte de los investigadores del IFOP, la primera exposición estuvo a cargo de Gabriel Soto y Elías Pinilla, este último jefe del Grupo de Oceanografía Física, quienes mostraron el desarrollo de la línea de trabajo que vienen realizando desde el año 2011, así como las perspectivas de futuro.

Ambos presentaron un resumen de los resultados de la caracterización física del sistema de canales, fiordos y mares interiores de la Región de Magallanes, usando los resultados de diversos cruceros oceanográficos y modelación hidrodinámica, en los sectores del golfo Almirante Montt, seno Skyring, isla Rennell, canal Cockburn e isla Capitán Aracena.

Cristian Ruiz, en tanto, detalló resultados preliminares sobre la implementación de un modelo operacional en el sur de Chile que permita en su primera fase la obtención de pronósticos de corrientes, temperatura, salinidad y nivel del mar, junto con pronósticos atmosféricos en un horizonte inicial de 72 horas en las regiones de Los Lagos y Aysén.

foto gabriel

Esta herramienta, según el científico, permite adelantar escenarios críticos en contingencias como dispersión de patógenos, hidrocarburos, deriva de objetos, anomalías térmicas, entre otros. A su vez, “se considera como una plataforma para el acople de modelos biogeoquímicos, los cuales son necesarios para describir la dinámica del ecosistema”, precisó Ruiz.

La tercera presentación estuvo a cargo de Pablo Reche, quien se refirió a las metodologías de conectividad aplicadas a resultados de modelos numéricos con enfoque en la dispersión de patógenos ligados a la salmonicultura. “El objetivo de esta aplicación es disponer de una herramienta para la toma de decisiones en la planificación del ordenamiento de la distribución espacial de los centros de cultivo con el objetivo de minimizar el riesgo de dispersión y contagio de enfermedades entre estos”, explicó Reche, quien analizó un caso real para la austral región.

El taller contó además con la participación de un invitado internacional, el Dr. Thomas Adams, matemático con especialidad en aplicaciones de dinámicas poblacionales del SAMS (Asociación Escocesa de Ciencias Marinas), quien presentó su investigación en conectividad de poblaciones de piojo de mar entre centros de cultivo de salmón en la costa oeste de Escocia.

Temas Asociados