Esta publicidad se cerrará en segundos Cerrar
Plan de manejo de algas pardas en Pisagua, Iquique, región de Tarapacá (Foto: Gentileza Subpesca)
Plan de manejo de algas pardas en Pisagua, Iquique, región de Tarapacá (Foto: Gentileza Subpesca)

Destacan nuevo plan de manejo para controlar la extracción ilegal de algas

En lo que va del año, la medida de administración ha logrado disminuir los ilícitos de los “súper recolectores” y del “barreteo” de los recursos huiro, huiro negro y palo, avanzando además en iniciativas de repoblamiento y cultivo de algas entre sus miembros.

Como positiva y constructiva calificó la Subsecretaría de Pesca y Acuicultura (Subpesca) la evaluación de la nueva medida de administración propuesta por el Comité de Manejo de Algas Pardas de la Región de Tarapacá, que limita la extracción del recurso y entrega de criterios de explotación a los usuarios de la zona norte del país. Propuesta que ha permitido en el último tiempo disminuir la actividad ilegal de los “súper recolectores”, el “barreteo” y blanqueo de la especie, que ha puesto en peligro su conservación y sustentabilidad.

Vea >> Antofagasta: En solo dos días incautan 10.000 kg de huiro “barreteado”

A través de esta medida, explicó el director de Pesca y Acuicultura de las regiones de Arica y Parinacota, Antofagasta y Tarapacá, Marco Soto, se ha podido contar con un límite de recolección de algas varadas de forma natural, junto con un criterio de recolección. Trabajo que ha sido de largo aliento y que data desde el 2013, “cuando se aprobó el plan y desde entonces se han establecido una serie de medidas que han logrado que la pesquería se desarrolle en forma ordenada y sustentable, como es la aplicación de una veda extractiva para el recurso, la prohibición del ‘barreteo’ y buceo; el cierre del acceso, nómina de participantes, límite y criterio de extracción”.

“Proceso que en todo momento ha contado con el apoyo de todos los integrantes del Comité, quienes están enfocados en mantener el monitoreo de los indicadores y avanzar en iniciativas de repoblamiento y cultivo de algas”, añadió la autoridad zonal.

Para José García, representante de los buzos mariscadores de la zona, este plan de manejo de algas pardas “comenzó con cierta incertidumbre de nuestra parte, siendo uno de los que pensaba que no iba a resultar. Sin embargo, después de ver los resultados concretos en este último tiempo, puedo decir que esta iniciativa ha funcionado muy bien, mejorando el establecimiento del criterio de extracción de tres toneladas por persona al mes, disminuyendo a los ilegales”.

El Comité de Manejo de Algas Pardas está integrado por la Dirección Zonal de Pesca y Acuicultura de la Subpesca -quien preside- junto a pescadores artesanales, algueros, buzos mariscadores, plantas de proceso de menor y mayor tamaño, comercializadoras, además de la Gobernación Marítima, Secretaría Regional Ministerial (Seremi) del Medio Ambiente, Seremi de Economía, Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura (Sernapesca) y Gobierno Regional.

Temas Asociados