La Superintendencia del Medio Ambiente (SMA) ordenó una medida provisional contra la empresa Salmones Camanchaca, titular del proyecto “Ampliación en Centro de Cultivo de Salmónidos Pilpilehue” ubicado en la provincia de Chiloé, región de Los Lagos, debido al hundimiento del wellboat “Seikongen”, el que al momento del siniestro se encontraba realizando la operación de cosecha desde dicho centro de engorda.

En detalle, la embarcación, al tiempo del hundimiento, se encontraba cargada en su interior (bodegas) con 214 toneladas de salmones, equivalentes a una biomasa de aproximadamente 37.000 peces y alrededor de 66 m3 de combustible.

La medida provisional se basa en la denuncia efectuada por el Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura (Sernapesca), por la posible contaminación y vertimiento de residuos en las costas de la bahía Pilpilehue.

La SMA explicó que tras analizar el mérito de la denuncia del ente de fiscalización acuícola-pesquera, se ordenaron las siguientes medidas: presentar un plan de acción referido a la contención del material en descomposición, ácido sulfhídrico e hidrocarburos; presentar un plan de acción referido a la extracción y disposición de los hidrocarburos y a biomasas en descomposición; monitorear cuantitativamente la concentración de ácido sulfhídrico en el aire; monitorear cuantitativamente la concentración de hidrocarburos en recursos hidrobiológicos, columna de agua y sedimentos; y las medidas de monitoreo deberán ejecutarse durante un plazo de quince días hábiles, mientras que, para la presentación de los planes de acción, la empresa tiene tres días hábiles.

“Estas medidas provisionales deben ejecutarse dentro del plazo de 15 días, a partir de su notificación al titular, que entre otras obligaciones, dispone la entrega diaria de los resultados de los monitoreos ante la Oficina Regional de Los Lagos de la SMA”, precisaron desde la Superintendencia.