La huelga legal del Sindicato de Trabajadores Ernesto Díaz de la empresa Salmofood, dedicada a la producción de alimentos para la acuicultura y ligada a Vitapro, se inició a las 00:00 horas de este miércoles 9 de enero y, tras esto, los dirigentes de la agrupación emitieron un comunicado que fue respaldado por la Confederación Nacional de Trabajadores de la Industria del Salmón y Mitílidos de Chile (Conatrasal).

A continuación lo reproducimos íntegramente:

“Con pesar, el Sindicato Ernesto Díaz, que reúne a 187 trabajadores de Salmofood S.A., informa a la comunidad en general el comienzo del derecho consagrado de huelga. En este sentido, se hace necesario hacer las precisiones que corresponden a las diversas publicaciones que han aparecido en la prensa, donde se ha informado en detalle por parte de la gerencia general de la empresa los pormenores de los acuerdos que se han conseguido después de un total de siete reuniones, las tres últimas bajo la mediación de la Dirección del Trabajo.

Lea >> [EN-ES] Salmofood por huelga: “No podemos ir más allá de lo propuesto”

Lo primero que confirmamos es que efectivamente hoy estamos en un escenario nuevo para todos los trabajadores de la compañía, tanto del sindicato como los trabajadores que representan a la empresa, como es el proceso de huelga legal. En este sentido, es deber de nuestra organización sindical informar a la opinión pública y comunidad en general que esta organización sindical ha dado claras muestras de poder discutir los temas propios de las necesidades que se plasmaron en el proyecto dentro del proceso de negociación colectiva.

En esa línea de idea, lo primero que queremos precisar es que este proyecto se comenzó a gestar en el mes de agosto de 2018, en diversas asambleas que se sostuvieron y debatieron en un inicio con iniciativas de las distintas áreas de la empresa sindicalizada y finalmente, consensuada entre todos los trabajadores de la organización sindical. Queremos explicitar que este proyecto fue sistemáticamente formulado con todos y cada uno de los integrantes en las asambleas realizadas y materializada como propuesta en el mes de noviembre de 2018 a la empresa. Es relevante precisar este punto, ya que a diferencias de otras instancias u organizaciones, la legitimidad de las propuestas planteadas nacieron y se gestaron desde las bases de la organización.

En ese sentido, a la luz de la información de prensa emanada desde la administración de la empresa, se hace necesario explicitar las razones por las cuales la organización sindical que representamos continúa dentro del proceso de negociación consagrado en la ley, como la etapa de huelga, votada en un 81% por los trabajadores de rechazar la última propuesta de la empresa y con el anhelo, al igual que lo planteado por la prensa por el gerente general, que podamos confluir a una rápida solución.

Materia de beneficios

En términos de los beneficios que se plasmaron, antes de la instancia de buenos oficios por parte de la Dirección del Trabajo, es necesario dar a conocer que dichos acuerdos recién se materializaron después de una cuarta reunión y último encuentro con la mesa negociadora de la empresa, donde solo se pudo conversar en un reducido número de puntos los alcances del proyecto presentado a la empresa, ya que esta sistemáticamente imposibilitó poder conversar y discutir temas relevantes y que se expusieron y quedaron plasmados en el acta de la primera de las tres reuniones ante la Dirección del Trabajo bajo la instancia de buenos oficios, como son: mover el límite de tope del bono anual, extensión de beneficios a los trabajadores no sindicalizados, bono de vacaciones, bono de término de conflicto y bono nocturno.

Sobre este último punto, es necesario precisar a la opinión pública que el bono nocturno fue expuesto y presentado con un crecimiento del 400%. Si bien la cifra a primera vista es relevante, debemos clarificar que, en términos monetarios, se subió de un monto de dinero de $500 por una jornada total de ocho horas en turno de noche a $2.000. Por esta razón es que dicha situación aún como trabajadores la consideramos indigna y que amedrenta una sana convivencia entre trabajadores de planta y trabajadores representantes de la administración. Sentimos como organización sindical y así se rescata del Informe de Sostenibilidad de Vitapro 2017, que se vulnera el pilar de la estrategia empresarial del grupo, como son las personas, distanciándose de las definiciones plasmadas, como son que se promueva un ambiente donde el respeto y la confianza son la base de las relaciones.

Es necesario además informar a la opinión pública en general y a la comunidad, que en la instancia que la ley establece como obligatoria, como es la de buenos oficios por parte de la Dirección del Trabajo, en la primera reunión se le instó a la mesa negociadora que representa al sindicato priorizar los temas para que la empresa pudiese, en una segunda reunión, traer discutido propuestas serias y concretas a los temas planteados, que nos permitiesen avanzar y evitar llegar a la instancia de huelga legal.

Lamentablemente y para frustración de los trabajadores sindicalizados, la respuesta en un inicio fue que la administración no podía entregar y mejorar las condiciones ya planteadas en la última oferta, no obstante, después de un par de minutos, la comisión de la empresa propuso la suma de US$30.000 para el año 2019 y misma suma para el 2020. Esta cifra si bien para la empresa lo considera relevante y que no atentaría contra la competitividad del negocio, es necesario precisar a la opinión pública y comunidad en general que, en términos absolutos, equivaldría a aproximadamente a $9.300 imponible por cada trabajador.

Esta exposición de los hechos a la opinión pública y comunidad en general, explica y deja de manifiesto las razones por los cuales lamentamos enormemente como dirigentes y trabajadores de Salmofood estar en esta instancia de huelga legal, anhelando por sobre todo que podamos retomar la senda de un diálogo serio y respetuoso, ya que no solo somos 187 trabajadores y sus familias que estamos seriamente desde agosto del año 2018 planeando un proyecto que en nada afecta la competitividad de la empresa, como se sostiene por la gerencia, sino que solo y tal como lo plantea la máxima autoridad de nuestro país, como es el Presidente de la República, que no solo es crecimiento y rentabilidad de los negocios, sino que es destinar recursos para mejorar la brecha de inequidad en la distribución del ingreso, permitiendo, en definitiva, un mejor bienestar de las personas”.