La Subpesca publicó recientemente su Informe Sectorial de Pesca y Acuicultura donde detalló que a diciembre de 2018 se registró una producción estimada de 666,2 millones de ovas de salmones (Atlántico y coho) y de trucha, cifra 3,7% mayor en relación con el mismo periodo del año pasado.

“La proporción por especie fue de 58,4% de salmón Atlántico (Salmo salar), 21,9% de salmón coho (Oncorhynchus kisutch) y 19,7% de trucha arcoíris (Oncorhynchus kisutch)”, puntualizó el organismo estatal.

Sobre las importaciones de ovas acumuladas al cierre del último año, precisó que fueron 12,3 millones, mientras que durante 2017 se importaron 7,5 millones, todas de Salmo salar y que tuvieron como país de origen Islandia.