La Fiscalía Nacional Económica (FNE) presentó ante el Tribunal de Defensa de la Libre Competencia (TDLC) un requerimiento en que acusa de coludirse a las cuatro principales empresas productoras de alimentos para salmón que operan en el país: BioMar Chile S.A. (BioMar), Comercializadora Nutreco Chile Limitada (Skretting), EWOS Chile Alimentos Limitada (EWOS) y Vitapro Chile S.A. (Salmofood).

Todas estas compañías tienen sus matrices en el extranjero: EWOS, en Estados Unidos; BioMar, en Dinamarca; Skretting, en Holanda; y Salmofood, en Perú.

La Fiscalía acusó a estas empresas de mantener un acuerdo para fijar los precios de venta de los alimentos para salmones y truchas (especies salmonídeas), conocidos también como dietas, entre los años 2003 y 2015.

En su presentación, la Fiscalía solicitó al TDLC que aplique a BioMar, Skretting y a Salmofood una multa de 30.000 Unidades Tributarias Anuales (UTA) a cada una, monto máximo contemplado en la ley vigente cuando ocurrieron los hechos acusados y que asciende a unos US$70 millones en total.

La FNE solicitó esta multa debido a la gravedad y extensión temporal del acuerdo y a que las empresas requeridas son las únicas que comercializan alimentos para salmónidos en Chile, por lo que sus clientes debieron pagar los precios del cartel al no contar con ofertas alternativas. De acuerdo con la investigación de la FNE, el precio del alimento explica más de 50% del costo total del salmón.

Además, la Fiscalía pidió al TDLC que exima de multa a EWOS (hoy controlada por Cargill) por haber delatado la existencia del acuerdo, aportando los antecedentes que dieron origen a la investigación y evidencia que luego fue fortalecida a través de diversas diligencias, entre estas la entrada, registro e incautación en las oficinas de las compañías y declaraciones de diversos ejecutivos, entre otras.

«En este caso, nuestra investigación tuvo como punto de partida la confesión de uno de los integrantes del cartel, lo que no hace si no, ratificar el rol esencial que la delación compensada cumple en la detección y persecución de la colusión», dijo el fiscal nacional económico, Ricardo Riesco.

Para más detalles descargue aquí el Requerimiento_FNE_Alimento_Salmones

Cargill

Luego de conocerse el caso, Cargill -controladora de EWOS Chile Alimentos Limitada- entregó un comunicado para referirse a la situación. En el texto, aseguró que poco después del cierre de la adquisición en 2015 de EWOS a Altor y Bain Capital dueños de la salmonicultora Nova Austral, «nuestros empleados de EWOS en Chile nos informaron sobre prácticas en toda la industria de alimentación de salmón en Chile que eran inconsistentes con la Política de Competencia de Cargill y posiblemente violaban la ley de competencia chilena. Por esta razón, iniciamos una investigación, cuyos resultados pusimos a disposición de la FNE en enero de 2016».

A su vez, la gigante de la nutrición animal subrayó que «las prácticas, limitadas solo a Chile, incluían contactos con competidores que contravenían la Política de Competencia y el Código de Conducta de Cargill y fueron erradicadas inmediatamente».

Y para cerrar, puntualizó: «Hemos colaborado decididamente con la FNE».

Cabe destacar que Ewos perteneció a Altor y Bain Capital por solo dos años. Anterior a ello, su propiedad estuvo ligada a otros grupos empresariales (Cermaq).

Gremio

Por su parte, la Asociación de la Industria del Salmón de Chile A.G. (SalmonChile) dijo considerar de la mayor gravedad los hechos denunciados por la FNE y valoró que «se lleven adelante este tipo de investigaciones en pos de cautelar la existencia de mercados transparentes y competitivos».

«Los hechos denunciados por la FNE, ocurridos hace cuatro años entre empresas proveedoras de alimentos para el cultivo de salmones, deberán ser conocidos por el Tribunal de Defensa de la Libre Competencia, instancia en la que esperamos se esclarezca lo ocurrido y se apliquen las medidas que correspondan. Es que para nuestro gremio, las prácticas denunciadas por la FNE se alejan de los valores que promovemos. Por lo mismo, analizaremos en instancias gremiales los pasos a seguir mientras se realizan las diligencias en el TDLC», enfatizó SalmonChile.

Delación compensada y tipificación

Este es el séptimo caso en el cual la FNE presenta ante el TDLC un requerimiento que incluye el mecanismo de delación compensada, reconocido -en línea con las palabras del fiscal Riesco- como el instrumento más efectivo para la detección y persecución de carteles a nivel mundial.

En razón de la época en la que ocurrieron los hechos acusados, no es aplicable la modificación legal de agosto del 2016, que volvió a tipificar la colusión como un delito en Chile y estableció penas de cárcel para esta conducta.

LEA TAMBIÉN >> ¿Colusión? Salmonicultoras responden por investigación en Estados Unidos