Cada día son más los mercados que se suman a la demanda de productos acuícolas chilenos. Esto implica que la industria mantenga un constante requerimiento de envases y embalajes, los que deben cumplir con altos estándares de calidad, de manera que conserven los recursos de exportación en óptimas condiciones hasta llegar a su destino final, el cual muchas veces se encuentra a miles de kilómetros de distancia.

En ese marco, las compañías vinculadas al packaging trabajan día a día para ofrecer nuevas e innovadoras propuestas para acompañar los altos niveles de producción de sus clientes y que coincidan con las tendencias y exigencias internacionales.

Envasado rápido y eficiente

Multivac Chile es una empresa de soluciones de packaging con respaldo y reconocimiento de un fabricante líder mundial. Ofrece a sus clientes un mix de productos que permite apoyar el proceso de envasado de pequeños, medianos y grandes productores. Cuenta con envasadoras de sobremesa de campana, simple y doble como, por ejemplo, los modelos P300, C500 y P700. Además, para la industria acuícola e industriales de grandes volúmenes, posee envasadoras termoformadoras.

Estas últimas máquinas están presentes en casi todas las plantas que procesan salmónidos y moluscos de cultivo ya que, según comenta la encargada de Marketing de Multivac Chile, María José Justiniano, “entregan un proceso de envasado al vacío que permite prolongar la vida útil y mejorar la cadena de suministro hasta el consumidor final”, agregando que “el envase se adapta a la forma que el cliente necesita, permitiendo optimizar material, tiempo y recursos, por lo que es el más usado en el rubro”.

Otra empresa que lleva más de diez años acompañando a la industria salmonicultora y mitilicultora de la zona sur es Corrupac S.A., que ofrece soluciones de embalaje de papel y cartón destinadas a brindar un traslado seguro de productos del mar. La compañía ofrece cajas de corrugado modelo “Fondo y Tapa” de 5 kg, 10 kg, 15 kg, 25 kg y 30 kg, las cuales “son recibidas con interés por el rubro salmonicultor, ya que permiten mantener y abrir nuevos mercados”, detalla el gerente comercial de la compañía, Cristóbal Villar.

Los embalajes de cartón pueden ser armados en forma manual o, la propuesta innovadora de la compañía, mediante un armado mecanizado. “Este servicio ofrece a las salmonicultoras una máquina armadora de cajas que permite hacer este proceso más rápido y eficiente, en línea con los constantes desafíos productivos de la industria”, comenta Villar, agregando que para este servicio, “primero se conoce en detalle el proceso productivo de cada cliente, para luego ofrecer la máquina que más se ajuste a sus necesidades”, la cual se instala en las plantas de proceso.

Por su parte, Smartpack, empresa líder con más de nueve años en el mercado nacional e internacional, aporta a la industria las últimas tendencias en tecnología de packaging sustentables y maquinaria. Según afirma el gerente general, Juan Carlos Vial,  “apoyamos a nuestros clientes a dar el salto y ser parte de la nueva revolución industrial”, para lo cual cuentan con una amplia gama de equipos destinados a soluciones de envasado, inspección, etiquetado, codificación y final de línea.

Para la tarea del envasado, la compañía ofrece al rubro de los alimentos termoformadoras, flowpack horizontal, campanas de vacío y termoselladoras. Estas últimas máquinas pueden ser selladoras de bandejas manuales, semiautomáticas y totalmente automáticas, que presentan ventajas como sencillez, conexión remota y rapidez, debido a que presentan rangos de entre 6 a 210 envases por minuto, por lo que son una alternativa que permite optimizar tiempo y materiales.

Pero en el proceso de envasado no solo importa la velocidad, eficiencia y conservar la vida útil, también es vital la presentación. “El packaging y la imagen de un producto son tan importantes como la calidad del mismo. Una etiqueta o envase bien diseñado con materiales que resistan el proceso productivo, es decir, ambientes húmedos, procesos con IQF, transportes en frío o aéreos, dan el término a un procedimiento completo”, agrega Vial.

En esa línea, Multivac Chile, al igual que Smartpack, ofrece a sus clientes alternativas para envasado, siendo la tendencia la tecnología MultiFresh™ o segunda piel que se adapta a la forma del artículo. El envase se realiza con una máquina termoformadora tipo MultiFresh™ y un film especialmente diseñado para adherirse a las costuras de sellado y todo el contorno de la mercadería.

Tendencia a la sustentabilidad

La revolución que vive el sector acuícola de la mano de estas nuevas tecnologías y el contexto social actual que gira cada vez más en torno a conseguir un ambiente libre de contaminación, suponen un reto para las empresas proveedoras de embalajes. “Hoy, nuestros clientes muestran preferencia por incorporar la sustentabilidad o reciclabilidad en toda la cadena productiva, dadas las exigencias que imponen ciertos mercados finales”, afirma el gerente comercial de Corrupac.

En ese sentido, la industria del packaging ha optado por poner a disposición de sus clientes nuevas e innovadoras soluciones fundadas en el término “sostenibilidad”, que permitan trasladar en perfectas condiciones estos importantes productos de exportación y que a la vez cumplan con los estándares que impone el nuevo mercado. Así, una de las mayores preocupaciones en la actualidad es reducir la cantidad de plástico u otros materiales de difícil reutilización y reciclabilidad en el envasado.

Multivac Chile ha trabajado en esta línea, desarrollando alternativas para optimizar la producción de empaques y evitar el excedente de materiales. La empresa cuenta con nuevas propuestas que trabajan bajo la lógica de las “tres R”: reemplazar, reducir y reciclar. El Veraplex es un film que, en comparación a los convencionales, reduce su espesor hasta en un 50%, manteniendo la vida útil del producto. Mientras que el Paper Board es un material que permite separar el papel del envase para ser reciclado.

Esta empresa también dispone de componentes de envases que son reemplazados “por insumos elaborados en base a caña de azúcar y otros materiales biodegradables”, detalla Justiniano.

Corrupac se ha sumado a esta tendencia ya que, según comenta el gerente comercial, “hemos apreciado que para nuestros clientes son importantes atributos como la sustentabilidad y cada vez más se busca reemplazar los embalajes plásticos por otros de alta calidad que sirven para los envíos de salmón fresco y que son una alternativa a las cajas de poliestireno expandido (EPS) usadas comúnmente”.

La compañía trabajó tres años en el desarrollo de estos empaques, obteniendo resultados satisfactorios y entregando al mercado una nueva solución en embalaje. Según detalla Villar, las cajas de cartón corrugado para la exportación de salmón fresco “son seguras, no se agrietan ni derraman y mantienen las condiciones de higiene del producto transportado. Además, facilitan el almacenamiento de los empaques vacíos y la logística, ya que optimizan la capacidad de carga del contenedor. Y, por supuesto, son reciclables”.

“El desarrollo de nuestras soluciones se basa en un concepto mundial llamado Ecodiseño, donde el desafío no es solo contar con envases económicos y atractivos, sino que deben ser sostenibles en el tiempo, incorporando intereses ecológicos y de sustentabilidad”, afirma el ejecutivo de Smartpack. A raíz de su objetivo de desarrollar el rubro del packaging con un impacto positivo en el medio ambiente, la compañía ha trabajado para disminuir el uso de plástico, aplicando tecnologías de envases mono material, etiquetas ecológicas linerless o bandejas reciclables (SKIN Y MAP).

Con respecto a la reciclabilidad, Vial agrega que “creo que los productos no reciclables tienen sus días contados. La sustentabilidad es una tendencia mundial y ya es tarea de todos preocuparnos del medio ambiente, impulsar operaciones con una economía circular utilizando productos con tecnologías de estas características”.

Equipos dedicados en la zona

En línea con las constantes nuevas tendencias de mercado y los crecientes desafíos productivos de la industria acuícola, las empresas de embalaje buscan acercarse a sus clientes para entregar un servicio personalizado que satisfaga sus necesidades en todo momento. Para ello, las compañías han descentralizado sus actividades y servicios de post venta, instalando oficinas en distintos puntos de nuestro territorio. La zona sur no es la excepción.

Corrupac cuenta con una oficina en Llanquihue (región de Los Lagos), que brinda un servicio integral a sus clientes que incluye la distribución de cajas a plantas productivas, instalación de armado mecanizado con servicio técnico y sala comercial para la venta de nuevos embalajes. El gerente comercial acota que “este sistema permite a Corrupac contar con un abastecimiento seguro para sus clientes, mostrando altos niveles de cumplimiento en cuanto a tiempo y cantidad, posicionándose por años como un proveedor de cajas confiable para la industria salmonicultora”.

Por su lado, Multivac Chile también está presente en la región de Los Lagos con una oficina ubicada en la ciudad de Puerto Montt, además de Concepción, Chiloé y Punta Arenas. “La ventaja de tener oficina es contar con un equipo dedicado en la zona que permite mejorar tiempos de respuesta y evaluar in situ las necesidades del sector”, comenta la encargada de marketing de la compañía, agregando que “queremos estar atentos al desarrollo del proyecto, monitorear la instalación y entregar un servicio de post venta local inmediato”.