(Diario Financiero) El nuevo director nacional (TyP) del Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura (Sernapesca), José Miguel Burgos, abordó los principales desafíos que se avecinan en la pesca nacional.

¿Cuáles son los principales retos en pesca?

Es clave generar las condiciones que permitan la recuperación de las pesquerías. Esto requiere un esfuerzo con toda la institucionalidad pesquera, pero también se necesita un mayor compromiso del sector pesquero artesanal e industrial. Para avanzar en esa dirección, urge conciliar las demandas sectoriales con el crítico diagnóstico actual de las pesquerías.

¿Qué se puede hacer frente a la pérdida de competitividad de Chile frente a Perú en pesca?

Desembarcar grandes cantidades de pescado no garantiza una mayor competitividad. Por el contrario, los indicadores mundiales advierten un agotamiento global de los recursos, por lo que la alternativa lógica no es apuntar hacia aumentar el esfuerzo pesquero, sino dotar de valor agregado los productos derivados de cada pesquería.

¿Qué falta por implementar a raíz de la Ley de Pesca?

Lo que se viene para el próximo año es la obligación de usar posicionadores satelitales en embarcaciones artesanales de 15 a 18 metros de eslora. Son herramientas que nos permitirán tener una mayor trazabilidad, desde el momento de la captura, luego con el desembarque que se certifica y después con la acreditación del origen. Otro aspecto importante es la constitución de los Comités de Manejo. Para Sernapesca esto significa la posibilidad de dar a conocer de mejor forma los planes de fiscalización, y también los actores van a poder asumir su responsabilidad y el rol que les cabe en la recuperación de los recursos.

¿Cómo cree que estará la extracción pesquera este año?

Los volúmenes de desembarque claramente van a ser menores, porque hubo una reducción de las cuotas globales en torno a un 48%.