Desde 2009, Argentina muestra ventas de mariscos vivos con destino a Hong Kong y desde allí a otras ciudades chinas. Las oportunidades explotadas se refieren a productos del mar extraídos por pescadores artesanales de la Patagonia trasandina.

“Se puede destacar que este comercio se basó en tecnología implementada para controlar la captura, su preparación en vivero, el empaque, el transporte sin agua por vía terrestre y vía aérea y la identificación de compradores mayoristas confiables. Así se permitió arribar con animales saludables y a precios competitivos a mercados que, en muchos casos, doblan las distancias de vuelo que enfrentan otros proveedores más afortunados”, dice el argentino Favio Rescia y uno de los artífices de esta iniciativa.

Rescia agrega que “en el caso argentino fueron los bivalvos (almejas) y gasterópodos (caracoles) las especies de éxito. El atractivo del mercado de mariscos vivos en China radica en los mayores precios que pueden obtenerse en estas presentaciones en comparación con el producto fresco o congelado. Es hábito primigenio en China, la comercialización de frutos de mar vivos como garantía de frescura y esta modalidad es implementada por compradores mayoristas y minoristas, que normalmente cuentan con facilidades de agua de mar para recibir y mantener por días a los organismos vivos. Así, los comerciantes reciben productos vivos una o dos veces por semana, durante unas 45 semanas por año, ya que las exportaciones solo se detiene dos o tres semanas en coincidencia con las fiestas del año nuevo lunar”.

Según comenta este ejecutivo, la demanda registrada ha sido muy estable, con posibles incrementos durante las dos semanas previas al año nuevo. “Aquí, los compradores valoran, además de precios competitivos, la continuidad en la oferta y la sobrevida en sus viveros. Por lo general las ventas operan la base de volúmenes semanales estimados y pago mediante transferencia bancaria contra entrega en destino”, detalló.

Potencial para Chile

“Si con una pesquería artesanal modesta, desde Argentina se han podido aprovechar estas oportunidades, es muy razonable pensar que en Chile, con una industria acuícola desarrollada,  con recursos pesqueros de captura artesanal y con conexiones aéreas a Oriente potencialmente más expeditas, debieran poder implementarse con éxito proyectos del tipo desarrollado en el país trasandino. A priori, especies como las machas y el loco, entre varias otras, aparecen como serias candidatas a venderse vivas en estos mercados asiáticos”, menciona el experto argentino.

Los interesados en estas materias pueden conectarse directamente con quien ha desarrollado estos canales comerciales desde Argentina, Favio Rescia, al E-mail whaleseafood@yahoo.com.ar.