Este martes 21 de abril se conoció que el Consejo para la Transparencia decidió negar el acceso a las cantidades y tipos de antibióticos usados por cada empresa salmonicultora en Chile, información que había sido solicitada por la organización de conservación marina Oceana.

El Consejo declaró que el Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura (Sernapesca) no está obligado a entregar la información desagregada por compañía debido a que afectaría su competitividad en el mercado. Tras conocer esta resolución, Oceana presentó un reclamo de ilegalidad contra la decisión adoptada por el Consejo ante la Corte de Apelaciones de Santiago.

“La transparencia es la única forma que tiene la ciudadanía para saber si las prácticas de las salmonicultoras afectan o no su salud y el medioambiente. Nos parece un grave error privilegiar los intereses comerciales privados de las empresas sobre la protección de los derechos fundamentales de las personas”, subrayó en un comunicado de prensa el director ejecutivo de Oceana, Alex Muñoz.

Resistencia bacteriana

En julio del año pasado, Oceana recurrió al Consejo para la Transparencia después que 50 salmonicultoras se rehusaran a revelar la cantidad y tipo de antibióticos utilizados, aduciendo que se expondrían a un “riesgo competitivo y comercial”. La ONG aduce un informe emitido por el Sernapesca que reveló que las salmonicultoras chilenas utilizaron en conjunto 450.700 kilos de antibióticos en 2013, mientras que Noruega, el mayor productor de salmón de cultivo a nivel mundial, usó solo mil kilos.

En su comunicado de prensa, Oceana recordó que la Organización Mundial de Salud (OMS) ha estipulado que el abuso de antibióticos produce una resistencia bacteriana en los peces que puede generar serios problemas de salud pública, al dejar sin tratamiento ciertas enfermedades que afectan a los humanos. “A esto se suma la contaminación producida por las salmonicultoras a través de otros químicos como los antiparasitarios, que causan graves daños en los ecosistemas marinos”, ha manifestado la entidad de conservación marina.

“Si una industria requiere de toneladas de antibióticos y otros químicos para funcionar, entonces sencillamente no es sustentable y la crisis sanitaria es solo cosa de tiempo”, finalizó Alex Muñoz.

Cabe recordar que existen salmonicultoras como Empresas AquaChile, Cermaq y Marine Harvest que en sus reportes de sustentabilidad detallan la cantidad utilizada de antibióticos durante sus respectivas fases de producción.

Revise, en orden cronológico, las siguientes noticias publicadas por AQUA relacionadas con este tema:

Oceana recurrirá al Consejo para la Transparencia por uso de antibióticos en la salmonicultura chilena

Uso de antibióticos: Sernapesca y productores respondieron a denuncia de Oceana

Empresas AquaChile: Las declaraciones de Oceana “denotan un profundo desconocimiento del proceso productivo del salmón”

Uso de antibióticos: Presidente de SalmonChile descartó daño a la salud humana

Reporte de Sustentabilidad Integrado de salmonicultora noruega está disponible en español

Sernapesca busca diálogo con salmonicultoras para reducir uso de antibióticos

Gobierno y salmonicultoras crean mesa de trabajo para reducir uso de antibióticos

Programa ¿Qué comes? abordó uso de químicos en salmonicultura

Multiexport y Camanchaca se refieren a uso de antibióticos

Chile patenta alternativa al uso de antibióticos en salmonicultura