El jueves 29 de octubre se realizó la segunda visita a la planta de procesamiento de Friosur, ubicada en Puerto Chacabuco, Región de Aysén. Se trata de una visita de 40 alumnos de segundo básico del Colegio Santa Teresa de Los Andes de Puerto Aysén que se enmarca en el programa «Salmón con Mochila» impulsado por la Asociación de la Industria del Salmón de Chile A.G. (SalmonChile). La iniciativa tiene como objetivo que los jóvenes de la región conozcan la industria del salmón, sus instalaciones y el proceso productivo del salmón, en este caso, la última etapa dedicada al procesamiento.

Los estudiantes fueron acompañados por docentes y apoderados y fueron recibidos por Carlos Vasquez, prevencionista de Riesgos, y Andrés Contreras, jefe de Control de Producción de Friosur. En la instancia los niños recibieron una inducción respecto a la industria y luego se dividieron en grupos para realizar la visita por las instalaciones.

La jefa de Control de Calidad de Friosur, Loreto Inostroza, aseguró que buscan aportar al «conocimiento y desarrollo de estudiantes en lo concerniente a identificar trabajos distintos y oficios que aportan al crecimiento sustentable de la comuna. Así también que los niños puedan interactuar con nuestros procesos y con las fuentes laborales más importantes de Puerto Aysén. Dentro de los objetivos trabajamos para potenciar la alimentación saludable, las infinitas cualidades positivas del consumo de pescado y a diferenciar las diversas especies y ver la forma en que son elaboradas».

Esta actividad se enmarca en el aniversario número 30 de Friosur, «sin embargo son iniciativas que estamos realizando hace varios años con los familiares de trabajadores y colegios», añadió Loreto Inostroza.

Por su parte, el representante de SalmonChile en Aysén, Hernán Rebolledo, manifestó que para el gremio y la industria del salmón «la relación con el entorno que rodea nuestra operaciones es fundamental, para que conozcan nuestra labor y resuelvan todas las dudas e inquietudes que puedan tener respecto a la salmonicultura. Esperamos que los más pequeños se entusiasmen con este sector productivo. Le gradecemos por su participación, así como también a los docentes y apoderados que los acompañaron. También agradecemos a Friosur por su disponibilidad», subrayó Rebolledo.

La actividad culminó con un almuerzo para los estudiantes y sus acompañantes en las instalaciones de la compañía.