La listeria (Listeria monocytogenes) es una bacteria que preocupa en forma permanente a las plantas que procesan alimentos, incluyendo los productos del mar. La enfermedad causada por ella –listeriosis– puede provocar graves efectos, principalmente en los grupos de riesgo como embarazadas, ancianos, niños e inmunodeprimidos, por lo cual detectarla en forma rápida y precisa se ha vuelto algo imprescindible en términos de seguridad alimentaria.

La empresa norteamericana 3M lanzó recientemente un nuevo equipo diseñado para una detección temprana de la mencionada bacteria, el cual promete ayudar a las plantas de alimentos y laboratorios a mejorar su gestión y así prevenir situaciones que podrían comprometer la producción.

La product manager Food Safety-Health Care de 3M, Carolina Hartmann, explicó los alcances de este novedoso producto:

¿Cómo funciona el nuevo test de 3M? ¿Qué beneficios podría significar para la industria alimentaria?

El nuevo Sistema de Detección Molecular (MDS, por su sigla en inglés) de 3M para detectar la Listeria está basado en una poderosa e innovadora combinación de tecnologías únicas, como la amplificación isotérmica de ácidos nucleicos (ADN) y la detección por bioluminiscencia. Esto permite proporcionar una solución rápida, exacta y fácil de usar en la detección de patógenos.

El kit de MDS Listeria 2 es un producto para la detección de bacterias patógenas en alimentos. Se puede detectar en 24 horas Listeria spp y Listeria Monocytogenes, a diferencia de las 48 horas que normalmente tarda este tipo de procedimientos, aumentando la productividad y optimizando el flujo de trabajo en un 30%. La rapidez de detección ayuda a tomar decisiones a tiempo y mejora la eficiencia de los laboratorios de servicio.

El kit para Listeria forma parte de una nueva generación de ensayos moleculares 3M. Además, aparte de la detección de esta bacteria, lanzamos en enero el ensayos para identificar Salmonella en 24 horas.

¿Qué impacto podría tener este kit en la industria acuícola-pesquera chilena?

Para 3M, el sector pesquero es muy relevante, ya que es uno de los mercados más importantes para el área de Food Safety Chile y donde la Listeria puede tener un impacto muy grande en la producción y comercialización de los productos.

Una de las maneras en que 3M trabaja con esta industria es a través de la educación de las empresas por medio de charlas, seminarios, workshops y capacitaciones con KOL (key opinion leaders) internacionales y nacionales, principalmente respecto a temas relacionados con el  sector pesquero y en especial a la Listeria. Además, visitamos frecuentemente a nuestros clientes y entregamos todo nuestro expertise en relación a la industria pesquera, en especial la salmonicultura.

Nuestro trabajo cruza toda la línea de producción, desde el principio de la cadena, es decir, centros de cultivo, hasta la parte final, en donde está la producción del pescado.

¿De qué forma la listeria puede afectar las exportaciones y la imagen del sector pesquero y acuícola?

La listeria puede afectar en un 100% la producción y exportación de los productos a otros mercados. Hay países muy exigentes, como Estados Unidos, con normativas propias que el exportador debe cumplir a cabalidad para poder vender sus productos. Para esto, no sólo están involucrados los productores, sino que también las entidades gubernamentales como el Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura, el cual se encuentra inmerso en el trabajo de las plantas pesqueras y resguarda que se esté cumpliendo no solo con la normativa local, sino también con el reglamento internacional correspondiente a cada país donde se exporta. Un producto con Listeria puede afectar no sólo a la empresa exportadora, sino que también al país.