De acuerdo con las cifras más recientes reportadas por el Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura (Sernapesca), el Floramiento de Algas Nocivas (FAN), también conocido como “bloom de algas”, provocado por procesos climáticos y el fenómeno de El Niño, ha causado en la Región de Los Lagos la pérdida de aproximadamente 26.000 toneladas de biomasa de salmones, volumen que representa cerca del 15% de la cosecha de salmón Atlántico pronosticada para 2016 y que en caso de no disponerse de manera adecuada pudiera producir importantes consecuencias medioambientales.

Descargue acá un detallado informe con toda la información del bloom de algas: Reporte -INDEXSALMON- FAN-2016

Por ello, el Gobierno aseguró estar tomando medidas para controlar esta crisis, las cuales fueron dadas a conocer por el intendente de Los Lagos, Leonardo de la Prida, quien explicó que para enfrentar esta situación ya existe una coordinación con el Ministerio de Economía, la Subsecretaría de Pesca y Acuicultura (Subpesca), el Sernapesca y la Armada. “Ayer (miércoles 2 de marzo), la subdirectora nacional de Acuicultura (Alicia Gallardo) se entrevistó por videoconferencia con las empresas afectadas con el objetivo de hacernos cargo, junto con el Ministerio de Medioambiente, de los problemas sanitarios y ambientales que pudiera generar este escenario, ya que se trata de un número de mortalidades muy significativo”, enfatizó el jefe regional.

Leonardo de la Prida (Foto Sernapesca)

Entre las medidas de mitigación, de la Prida sostuvo que se entregaron lineamientos a las compañías salmonicultoras para garantizar la rápida eliminación de las mortalidades en condiciones de máxima bioseguridad, agilizar los movimientos de emergencia entre centros de mar para tratar de salvar peces y extremar el control sanitario de los ejemplares en riesgo. De esta manera, precisó, la mortalidades serán trasladadas a industrias locales y de la Región del Biobío para procesarlas y transformarlas en harina de pescado.

“Cuando pensamos en los volúmenes, en dónde podemos dejar esa cantidad de salmones muertos, no es viable construir pozos para enterrarlos, así que la solución es procesarlos y transformarlos en harina de pescado. Para esto, la región tiene una capacidad máxima de 2.000 toneladas, por lo que debemos trasladar estos peces restantes hacia el Biobío, para lo cual el Sernapesca está coordinándose con la industria pesquera de esa zona. Mientras que los salmones vivos deben ser trasladados a sectores de cultivo que se encuentren libres de algas nocivas”, subrayó de la Prida.

Causas y duración

Junto al director regional del Sernapesca Los Lagos, Eduardo Aguilera, y el secretario regional ministerial (seremi) de Medioambiente, Jorge Pasminio, de la Prida explicó los impactos que genera este fenómeno: “Esta alga lo que provoca es que al crecer obstruye las vías respiratorias de los peces provocándoles la muerte por asfixia. Las especies silvestres, en tanto, sufren lo mismo, sin embargo al no estar en cautiverio pueden desplazarse hacia zonas con mayor presencia de oxígeno”.

Sobre la posible duración del evento de algas nocivas, sostuvo que es “variable, ya que se trata de un fenómeno natural que es imposible saber cuánto va durar. No obstante tenemos algunos indicativos: el alga crece por la temperatura y la luminosidad. Como ya estamos a fines de verano y mientras se acerca el otoño ambos factores disminuyen, esperamos registrar descensos en la incidencia de FAN”, afirmó el intendente.

Por su parte, el director nacional del Sernapesca, José Miguel Burgos, detalló que a la fecha hay 13 millones de peces muertos y 29 centros afectados en sectores del seno de Relocanví, Calbuco y Quemchi (Chiloé), que corresponden a 9 empresas.

José Miguel Burgos (Foto Sernapesca)

Sobre la biomasa perdida (26.000 toneladas), aseguró que ya se ha retirado la mitad de las jaulas; sin embargo, dijo que con el objetivo de evitar cualquier daño ambiental, comenzarán a cursar notificaciones a través de la Superintendencia del Medioambiente “por incumplimiento a la normativa a aquellas empresan que no aseguren el retiro a tiempo de sus mortalidades”, enfatizó Burgos.

Marea Roja

Por otro lado, las autoridades de Los Lagos informaron sobre la aparición de marea roja en la zona sur de la comuna de Queilen, en Quellón Viejo, Laitec y Yaldad, todas áreas ubicadas en la Provincia de Chiloé.

En este sentido, el director regional del Sernapesca Los Lagos, Eduardo Aguilera, precisó que tomaron medidas desde el punto de vista sanitario “en el sector de Queilen, al sur del Paralelo 43, por la existencia de marea roja”.

“Estamos coordinando con la Seremi de Salud y el gobernador de Chiloé, Pedro Bahamonde, que se encuentran en la localidad, ya que sabemos que es una tema delicado por la proximidad de Semana Santa, lo que puede afectar a quienes dependen de la venta de productos del mar, pero nuestra preocupación principal son las personas que consumen esos mariscos. Por esto hemos determinado el cierre de la extracción de moluscos bivalvos que provengan del Paralelo 43 al sur, desde la isla Tranqui al sur de Queilen”, explicó Aguilera en el marco de la reunión del comité local de autoridades que se reunieron para analizar la actual coyuntura de algas nocivas que afectan al sector acuícola-pesquero.

DSC_8287

En esa línea, el jefe del Sernapesca regional subrayó que los moluscos afectados por estas floraciones no sufren alteración en sus características, sin embargo, sí revisten peligro para las personas que los consumen, pues están afectados por la toxina del tipo paralizante.

Finalmente, Aguilera formuló un llamado a “tomar las precauciones consumiendo solo mariscos debidamente certificados, y que provengan de zonas autorizadas”.

Para más información vea: Marea roja obliga a cerrar zonas para extraer mariscos al sur de Chiloé