La Secretaría Regional Ministerial (Seremi) de Salud del Biobío informó durante la tarde de este martes 8 de marzo que, tras conocer los resultados de análisis del Instituto de Salud Pública (ISP) efectuados a moluscos, particularmente cholgas que fueron extraídas en el sector de Playa Negra y en la Caleta Lo Rojas, en la comuna de Coronel, se detectó la presencia de veneno diarreico, componente de la marea roja.

Ante este hallazgo e inminente riesgo para la salud pública, la autoridad sanitaria regional emitió una resolución donde se estipula la prohibición de extraer, manipular ni consumir mariscos que provengan de ese sector.

El seremi de Salud en la Región del Biobío, Marcelo Careaga, enfatizó que «la vigilancia constante que existe en el lugar arrojó la presencia de la bacteria diarreica de la marea roja, y lo que se determina es que no se puede hacer extracción de mariscos en esa zona, hasta que no se vuelva a la normalidad», subrayó Careaga, precisando que la medida implica la «prohibición para transporte, tenencia, comercializacion, distribución, venta y consumo de productos del mar».

Los monitoreos diarios permitirán decidir el futuro de esta restricción, la que no será levantada hasta comprobar que el fenómeno haya desaparecido.