(Pulso) Chile y un grupo de doce países manifestaron este miércoles 14 de septiembre que comenzarán negociaciones en la Organización Mundial del Comercio (OMC) para eliminar subsidios “dañinos” a la pesca, particularmente aquellos que contribuyen a la sobrepesca y al exceso de producción o están vinculados a la pesca ilegal.

Además de nuestro país, la coalición antisubsidios incluye a Estados Unidos, Argentina, Australia, Canadá, Colombia, Nueva Zelanda, Noruega, Papúa Nueva Guinea, Perú, Singapur, Suiza y Uruguay.

Los países dijeron en un comunicado conjunto emitido la víspera de una conferencia sobre océanos en Washington D.C. que 31% del sector pesquero estaba operando a niveles biológicamente insostenibles, con un 58% trabajando a niveles máximos sin espacio para crecer.

“Los subsidios a la pesca, estimados en decenas de miles de millones de dólares anuales, crean distorsiones significativas en los mercados pesqueros globales y son un importante factor que contribuye a la sobrepesca y la sobreproducción y al agotamiento de los recursos”, argumentó el grupo en el comunicado.

Perú fue uno de los países que inició las negociaciones, presentando su propuesta en la X Conferencia Ministerial de la OMC realizada en Nairobi (Kenia) a fines del año pasado. Entonces, la vocera de turismo del ex Gobierno de Ollanta Humala sostuvo que “la prohibición para el año 2020 de los subsidios a la pesca que generan exceso de capacidad y sobrepesca, y la eliminación de los subsidios que contribuyen con la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada (INDNR) constituyen una prioridad pues se orientan a evitar la sobreexplotación del recurso marino, tal como fue reconocido recientemente en los Objetivos de Desarrollo Sostenibles de la Organización de las Naciones Unidas”.

Algunas propuestas apuntan a promover la recuperación de las poblaciones pesqueras sobreexplotadas y a fortalecer las disciplinas relativas con las subvenciones en el sector pesca.

Presione aquí para leer la nota desde su fuente original en Pulso.