A diez años de vigencia del Tratado de Libre Comercio (TLC) entre Chile y China, esta semana la Presidenta de la República, Michelle Bachelet, y su homólogo chino, Xi Jinping, de visita de Estado en el país sudamericano, anunciaron el inicio formal de las negociaciones para profundizar el acuerdo.

Esta ampliación, además de incluir materias de acceso a mercados, se extenderá a áreas como comercio electrónico, protección del consumidor, servicios financieros, competencia, y compras públicas, entre otros.

“Esta nueva negociación busca, en primer lugar, mejorar la lista de productos que quedaron excluidos del TLC hace una década. Queremos sumar aquellas áreas que hoy también son relevantes para el comercio internacional de Chile, como productos forestales, nitratos, papeles y cartón”, explicó Paulina Nazal, directora general de la Direcon, del Ministerio de Relaciones Exteriores.

Junto con la profundización del TLC, se firmaron otros doce acuerdos, entre los que destacan el memorándum de entendimiento con la Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma de China para el fortalecimiento de la Asociación Estratégica Bilateral.

“A través de este acuerdo se reitera el deseo de fortalecer la asociación estratégica entre ambos países, así como también la intención de profundizar la cooperación, el aprendizaje y el beneficio mutuo a fin de fomentar el intercambio económico, la tecnología y el capital. Además, se incluye el objetivo común de alcanzar un desarrollo coordinado con el progreso económico, social, ambiental y cultural de ambas naciones”, explicó la timonel de la Dirección General de Relaciones Económicas Internacionales de Chile (Direcon).

De igual manera, ambos países suscribieron un memorándum de entendimiento para la cooperación en comercio electrónico, cuyo objetivo es fomentar el desarrollo de este rubro como herramienta para ampliar y diversificar las relaciones comerciales entre ambos países.

Mirando al Asia Pacífico

Además de los procesos de profundización con China, Chile está avanzando en la actualización y la negociación de acuerdos comerciales con sus socios del Asia Pacífico.

“Chile fue el pionero en las negociaciones con los países del Asia Pacífico. Hoy nuestros competidores tienen también acuerdos comerciales con estos países. En este contexto, nuestro objetivo es seguir avanzando en mejorar y profundizar lo que ya tenemos para no perder competitividad”, subrayó Paulina Nazal.

Agregó que en el marco de las últimas reuniones en el Foro de Líderes del APEC, se lograron avances significativos en este sentido. Por ejemplo, comentó que junto con el canciller Heraldo Muñoz, sostuvieron reuniones con representantes de Indonesia, con quienes se acordó activar las negociaciones del Acuerdo de Asociación Económico Comprensivo (CEPA), y se fijó para febrero del próximo año realizar la segunda ronda de negociaciones.

También se firmó una declaración conjunta con Corea para actualizar y profundizar el TLC vigente desde hace doce años, relevante para las exportaciones de nuestro país, ya que Corea es el cuarto socio comercial de Chile.

De igual forma, se suscribió un acuerdo suplementario de inversiones al TLC Chile – Hong Kong y con Filipinas se acordó tener una primera reunión de trabajo a nivel de grupos técnicos para empezar a delinear lo que serán los términos de referencia de la futura negociación de un Tratado de Libre Comercio.

“Queremos seguir reforzando nuestros lazos y visión hacia esa parte del mundo. Chile tiene vocación hacia el Asia Pacífico”, añadió la directora general de la Direcon.