En el primer trimestre (1T) de este año, el Ebitda pre fair value de AquaChile ascendió a US$50,2 millones, lo que se compara favorablemente con una pérdida antes de intereses, impuestos y depreciación de US$-10,3 millones en igual período de 2016.

Estos resultados se explican, principalmente, por la disminución de los costos de producción y ventas en salmón coho y tilapia, y por los buenos niveles de precios de venta observados durante el primer trimestre para los segmentos de salmones y truchas, que en su conjunto aumentaron 52% con respecto al período acumulado al 31 de marzo de 2016.

En los tres primeros meses del año, las ventas consolidadas de la compañía fueron de US$196,8 millones, lo que representa un aumento de 24% respecto al mismo período de 2016, mientras que los costos operacionales disminuyeron 13%. De esta forma, el resultado operacional antes de fair value alcanzó US$41,6 millones, lo que se compara con US$ -21,2 millones registrados en igual período del año anterior.

En tanto, la utilidad consolidada neta del período fue de US$18,2 millones, cifra que se compara con la pérdida de US$-29,5 millones registrada a igual fecha de 2016. Este mejor resultado se debe al aumento en los márgenes de ventas en todas las especies.

Los mejores resultados permitieron a AquaChile generar caja por US$53,0 millones en el trimestre y con ello fortalecer su posición financiera, reduciendo su deuda financiera neta en 24% respecto de los niveles al cierre de 2016, y permitiendo con ello mejorar las condiciones de pago a proveedores.

“Estamos enfrentando sólidos fundamentos de demanda por nuestros productos y seguimos muy enfocados en continuar con la reducción de costos y los aumentos de eficiencia. Todo eso se ha reflejado en nuestros resultados del primer trimestre”, explicó Agustín Ugalde, gerente general de AquaChile.