ENGLISH (EN)

Eli Lilly and Company (NYSE: LLY) announced this 24th of July that the company has completed its strategic review of Elanco Animal Health, and will file a registration statement in the coming weeks with the U.S. Securities and Exchange Commission (SEC) for a potential initial public offering (IPO) of a minority ownership stake in Elanco as a separate company.

The offering is expected to represent an ownership stake of less than 20 percent. The number of shares to be offered and the price range for the offering have not yet been determined. The company expects to complete the IPO process during the second half of 2018.

For Lilly’s financial reporting, Lilly will continue to consolidate Elanco in its financial results. Lilly plans to divest its remaining ownership through a tax-efficient transaction. Execution of the IPO is dependent upon – and subject to – a number of factors and uncertainties, including business and market conditions.

“Based on our strategic review, we concluded that after-tax value for Lilly shareholders would be maximized by pursuing an initial public offering of Elanco,” said David A. Ricks, Lilly’s chairman and CEO. “We believe this will allow Elanco to efficiently deploy its resources to those growth opportunities that best serve its customers. In addition, this will provide Lilly even greater focus on the human pharmaceutical business to pursue our purpose of creating life-changing medicines for patients.”

“With more than six decades of expertise in animal health, we are prepared to take this step to become an independent company,” said Jeffrey Simmons, president of Elanco Animal Health. “With a sole focus on animal health, we will help our customers address the greatest challenges of keeping animals healthy, and together advance a vision of food and companionship enriching life.”

Press here to see the second quarter results of Eli Lilly.

ESPAÑOL (ES)

Eli Lilly and Company (NYSE: LLY) anunció este martes 24 de julio que completó su revisión estratégica de Elanco Animal Health, y presentará una declaración de registro en las próximas semanas ante la Comisión de Valores de Estados Unidos (SEC, por su sigla en inglés) para una posible oferta pública inicial (IPO, por su sigla en inglés) de una participación minoritaria en Elanco como una empresa separada.

Se espera que la oferta represente una participación de propiedad de menos del 20%. El número de acciones que se ofrecerán y el rango de precios para la oferta aún no se han determinado. La compañía, en tanto, espera completar el proceso de OPI durante la segunda mitad de 2018.

Para los informes financieros de Eli Lilly, esta continuará consolidando a Elanco en sus resultados financieros, y planea desprenderse de su propiedad restante a través de una transacción de impuestos eficientes. La ejecución de la IPO depende de, y está sujeta a, una serie de factores e incertidumbres, incluidas las condiciones comerciales y de mercado.

“Con base en nuestra revisión estratégica, concluimos que el valor después de impuestos para los accionistas de Lilly se maximizaría mediante una oferta pública inicial de Elanco”, sostuvo el presidente y director ejecutivo (CEO, por su sigla en inglés) de Eli Lilly, David A. Ricks, quien añadió que este negocio “permitirá a Elanco desplegar de manera eficiente sus recursos a las oportunidades de crecimiento que mejor sirvan a sus clientes. Además, esto proporcionará a Lilly un mayor enfoque en el negocio farmacéutico humano para perseguir nuestro propósito de crear medicamentos que cambien la vida de los pacientes”.

Por su parte, el presidente de Elanco Animal Health, Jeffrey Simmons, comentó que con más de seis décadas de experiencia en salud animal, están preparados para dar este paso de convertirse en una compañía independiente. “Con un enfoque único en la salud animal, ayudaremos a nuestros clientes a abordar los mayores desafíos de mantener a los animales sanos, y juntos avanzar en una visión de la vida enriquecedora a través de la seguridad alimentaria”, concluyó Simmons.

Resultados financieros

Entre enero y junio de este año, Eli Lilly ganó US$1,50 por acción, contra el pronóstico de analistas que estimaban que registrarían US$1,30 por título. Sobre los ingresos, la multinacional de origen estadounidense detalló que crecieron en un 9,1% hasta los US$6.360 millones, superando la expectativa de US$6.050 millones.

A su vez, la compañía farmacéutica anotó una pérdida neta de US$259,9 millones en el trimestre terminado el 30 de junio, lo que se compara con el beneficio de US$1.010 millones de igual lapso del año pasado, cuando incurrió en cargos por adquisición de US$1.620 millones.

Presione aquí para revisar en detalle los resultados financieros de Eli Lilly (en inglés).