ENGLISH (EN)

Marine Harvest seeks to implement “egg” concept in Canada

Marine Harvest has developed a new technology known as the “egg,” a semi-enclosed tank that extends 40 meters beneath the ocean surface. Currently, the company is testing the concept in Norway and may implement the design in British Colombia, Canada.

Norway’s government has strongly supported the technology innovations of Marine Harvest especially for valuing those that are proven to be sustainable and efficient.

In British Colombia where Marine Harvest operates, Atlantic salmon is the leading aquaculture-fisheries export valued at US$500 million a year.

Though environmental groups are pressuring the aquaculture industry in Canada to move cultivation to on land facilities, a researcher at the University of British Colombia notes that the energy expenditure of these facilities is exceedingly high and will be reflected in fish price.

ESPAÑOL (ES)

Tal como ha venido sucediendo con buena parte de las salmonicultoras noruegas durante los últimos años, Marine Harvest ha propuesto innvadoras tecnologías que respondan a las persistentes preocupaciones sobre las infestaciones de piojos de mar, la transferencia de patógenos y los escapes de salmones que pudieran terminar afectando a ejemplares silvestre y, en definitiva, al ecosistema.

Lea >> Noruega recurre a métodos radicales para combatir las afecciones del salmón

Una de esas tecnologías es el concepto del “huevo” -tanque semicerrado que se extiende por 40 metros bajo el mar- que la compañía está probando en Noruega y que ahora, según lo publicado por Vancouver Sun, podría implementar en Columbia Británica, la provincia más occidental de Canadá.

“La mayor parte (de Investigación y Desarrollo) que hacemos se encuentra en Noruega, donde existe un fuerte respaldo estatal para ello. Y cualquier tecnología que demuestre ser sustentable y eficiente, sin duda que la consideraríamos para implementarla en otros lugares en donde operamos, como Columbia Británica”, dijo el portavoz de Marine Harvest Canada, Jeremy Dunn.

Noruega, con aproximadamente la misma cantidad de costa que Columbia Británica, planea triplicar la producción de su industria acuícola oceánica en 2050, hasta alcanzar las 5 millones de toneladas anuales.

Lea >> Los riesgos a los que se enfrenta Noruega al multiplicar su producción de salmones

En Columbia Británica, el salmón Atlántico es la mayor exportación acuícola-pesquera, además de agrícola, de la provincia con US$500 millones al año. Eso es más que los siguientes tres cultivos más grandes combinados.

Acuicultura en tierra

Los grupos ambientalistas están presionando a la industria acuícola y al gobierno canadiense para que la producción se traslade a instalaciones que realicen el ciclo de cultivo completo en tierra.

“Los sistemas terrestres usan desde 500 a 1.000 veces más energía para mover el agua, calentar, enfriar y regular el oxígeno y los niveles de dióxido de carbono”, adujo el encargado de acuicultura sustentable del Centro de Acuicultura e Investigación Ambiental de la Universidad de Columbia Británica (UBC), Tony Farrell, quien subrayó que “ese costo de energía debe agregarse al precio final del pescado, por lo que es menos asequible”.

Presione aquí para continuar leyendo el artículo en su fuente original de Vancouver Sun.