Este miércoles 29 de mayo, la empresa SGS –importante actor en inspección, verificación, análisis, certificación y capacitación– realizó una charla en el hotel Cumbres de Puerto Varas (región de Los Lagos) sobre el sello Aquaculture Stewardship Council (ASC), promovido por WWF. En la ocasión, el commercial manager Américas y España de ASC, Marcos Moya, explicó los alcances de la certificación, así como las tendencias futuras.

Según lo explicado por el experto, ACS es una certificación que considera, principalmente, criterios ambientales y sociales, a diferencia de otros sellos que se involucran bastante con temas de inocuidad, por ejemplo. Es por eso que el foco de las auditorías está en los centros de cultivo, puesto que es allí donde la industria puede tener sus mayores impactos en los ámbitos analizados.

“No vemos plantas de proceso ni supermercados; tampoco hasta ahora las plantas de alimento, sólo los centros de cultivo”, expuso Marcos Moya. Aquí, se detuvo y destacó que sólo hasta ahora no se han considerado las plantas de alimento, pero que eso está pronto a cambiar. “Es posible que desde diciembre de este año comencemos a certificar estas instalaciones, en los aspectos medioambientales y sociales. Nos ha tomado tiempo iniciar este proceso, puesto que se tratará del primer programa de certificación que analizará todos los componentes del alimento, no sólo la harina y aceite de pescado, pero vamos avanzando en ello”, sostuvo el especialista.

El representante de ASC ejemplificó que si una planta de alimento utiliza trigo, pues se verificará que el proveedor cuente con los certificados correspondientes y se analizará su relacionamiento con el uso de agua, fertilizantes, comunidades y otros aspectos que puedan ser de interés. “Las plantas de alimento tendrán que certificarse ASC si es que quieren proveer alimento ASC”, expuso el profesional.

SGSOtra de las novedades que trae el sello es que se ha estado trabajando en la posibilidad de gestionar una certificación grupal, pero pensada solamente para pequeños productores acuícolas –definidos según los criterios de la FAO– que cuentan con recursos sólo para sus productos básicos de producción, pero no para costear procesos de certificación. El objetivo es que a través de una sola auditoría, varias instalaciones puedan acceder a alcanzar este sello. “Esta puede convertirse en una buena oportunidad para los cultivadores chilenos de mejillón. De hecho, hemos tenido una reunión con la Corfo, para ver cómo lo podemos implementar. Esperamos que de aquí a octubre comencemos a trabajar”, sostuvo Marcos Moya.

El especialista también comentó la tendencia que se está instaurando de acceder a una certificación ASC bajo la modalidad “multisitios”, bajo la cual una compañía puede certificar varios centros de cultivo al mismo tiempo. Comentó que hay beneficios y una reducción de costos, pero que se trata de un proceso “intenso”, donde se requiere que exista un administrador con bastante control y un buen programa de gestión que permita que las auditorias se puedan realizar de buena forma. “Está indicada, principalmente, para empresas integradas”, sostuvo.

El ejecutivo recalcó que ASC cuenta con prestigio internacional, sobre todo, por su transparencia. Expresó que se trata de un organismo independiente que busca que la actividad acuícola –absolutamente necesaria para proveer productos del mar a la creciente población mundial y a las futuras generaciones– pueda desempeñarse de manera sustentable. Para ello, se realizan auditorías bastante exigentes y se mantiene un estricto mecanismo de vigilancia que impide que en el proceso se puedan observar malas prácticas. También se hacen anuncios públicos de certificación y gran parte de la información de las auditorías realizadas se publican en la página web (https://www.asc-aqua.org/es/); ello con el fin de los actores relacionados estén al tanto de las certificaciones en curso y de todo lo relacionado con el proceso.

SGS: Experiencia en servicios de certificación

Los ejecutivos de SGS valoraron la información entregada por Marcos Moya, quien pudo también responder todas las preguntas e inquietudes de los asistentes. El subgerente Zonal Sur de la firma, Víctor Godoy, comentó que la compañía, con una larga trayectoria en el sur del país, está capacitada para certificar una amplia cantidad de certificaciones en la industria acuícola local, entre ellas, por supuesto, ASC. “A ello se suman nuestros servicios de análisis, muestreos, inspecciones y más recientemente, capacitación”, sostuvo el ejecutivo. Respecto de este último punto, precisó ser quiere avanzar en la materia. “Queremos ser un aliado estratégico de nuestros clientes, atendiendo cada necesidad que puedan tener, siendo innovadores y referentes en el área”, expresó.