En el contexto de su compromiso con la formación de capital humano avanzado, el Centro Interdisciplinario para la Investigación Acuícola (INCAR) organizó un taller de comunicación científica encabezado por el destacado divulgador y comunicador científico Gabriel León.

La actividad desarrollada el miércoles 27 de noviembre reunió en el Estadio Español de Chiguayante, región del Biobío, a una veintena de investigadores y estudiantes de pre y posgrado, integrantes de diferentes líneas de investigación del INCAR.

“El objetivo general fue entregar herramientas de narrativa que puedan ser aplicadas para estructurar un relato científico independiente del público objetivo, ya sea orientado a público general o técnico”, explicó el relator y divulgador científico Gabriel León.

El taller se basó en cuatro módulos que resaltaban el valor social de la comunicación científica, la crisis narrativa de la ciencia, las estructuras narrativas más comunes y la aplicación de una de estas estructuras que resulta efectiva. Adicionalmente, se revisaron ejemplos internacionales sobre metodologías exitosas para la comunicación científica.

“El rol social de la ciencia se asocia regularmente a sus productos: la cura de una enfermedad o el desarrollo de nuevas tecnologías. Sin embargo, la ciencia es mucho más que sus productos y su rol social no se limita a ellos. En este sentido, el módulo inicial del taller destaca este rol social no tan evidente, relacionado con la naturaleza humana y nuestro afán por entender a la naturaleza”, agregó León.

Además, durante el desarrollo del taller, los participantes realizaron varios ejercicios comunicacionales, dos de ellos grabados en video y que tuvieron como objetivo establecer una línea de base comunicacional, junto con un ejercicio de cierre donde se aplicaron las herramientas discutidas.

“Es primera vez que participo en una actividad así. La comunicación científica no era un tema que me llamara mucho la atención, pero considero que el taller estuvo fabuloso. El relator y los temas tratados son de gran ayuda para nuestra misión como futuros científicos y las herramientas otorgadas en este taller me permitieron entender esta otra misión que tenemos como científicos, que es dar a conocer lo que hacemos a diferentes tipos de público”, comentó Andrea Cisterna Concha, estudiante del Programa de Doctorado en Oceanografía de la Universidad de Concepción (UdeC) e integrante de la línea “Sustentabilidad Ambiental” (RP4) del INCAR.

“El INCAR quiere dejar un sello en los nuevos investigadores e integrantes que son parte de nuestra institución, este sello tiene que ver con la conciencia y responsabilidad social científica, aspiramos a cada uno de ellos entiendan la importancia que nuestra producción científica llegue a todos los niveles de la sociedad en una forma directa, clara e incluso entretenida”, subrayó el encargado de Vinculación con la Sociedad del INCAR, Pablo Carrasco.

Para Gabriel León, “es importante que quienes generan conocimiento adquieran algunas herramientas mínimas de comunicación. La ciencia hoy, igual que muchas otras actividades, debe re-conectarse con la ciudadanía, y cómo podemos hacerlo sin las habilidades mínimas para explicar lo que hacemos”.

Este es el segundo taller de comunicación científica que realiza el Centro INCAR, iniciativa que comenzó el año pasado con el objeto de fortalecer las capacidades de sus investigadores, estudiantes y asistentes de investigación para generar y comunicar ciencia interdisciplinaria considerando el nuevo escenario de los medios de comunicación social.