Desde sus orígenes, en 2007, la compañía chilena Innovex, creada por tres amigos, se ha caracterizado por desarrollar innovaciones 100% nacionales para la industria acuícola y actualmente también se han aventurado en la industria minera. Tal ha sido la demanda por sus sensores de parámetros ambientales, tanto para centros de mar como pisciculturas y estaciones oceanográficas o los estudios de su centro meteorológico (Atmosphere), que hoy ya trabaja para Canadá y Escocia.

Este emprendimiento de innovación y tecnología tiene sus inicios en Alemania, donde Patricio Catalán, Gonzalo Santamarina y Pablo Santamarina, biólogos marinos, se juntaron a conversar sobre soluciones para la acuicultura. “Gracias a un viaje que realicé a Europa, me pude juntar con Pablo y Gonzalo en Alemania y nos pusimos a conversar para ver cómo poder desarrollar algo más específico para la industria, pero con un componente tecnológico que solucione problemas, aprovechando la experiencia profesional de cada uno. Dos años después de esa conversación entre amigos, logramos generar Innovex”, detalló Patricio Catalán, gerente general y socio fundador de la compañía.

Para Innovex, haber nacido en la región de Los Lagos presenta una gran ventaja, debido a que la industria del salmón nacional es una de las más tecnológicas a nivel mundial en términos acuícolas. “Nos formamos en una industria altamente competitiva a nivel internacional en términos tecnológicos. Para nosotros fue de gran valor podernos iniciar en la salmonicultura, porque en el mundo no existe otra industria más avanzada que está en temas de tecnología e innovación”, aseguró Catalán.

Es así como la experiencia obtenida en el ámbito acuícola y, sobre todo, en el del salmón, permitió a Innovex poder desarrollar altos estándares de calidad e indagar en otras industrias, como la minería.

De la misma manera, este emprendimiento se encuentra hoy con contratos a nivel internacional, en Canadá y Escocia. “La industria del salmón nos desafío y nos abrió los ojos para poder emprender hacia el exterior. Se pueden desarrollar cosas importantes y potentes desde el sur de Chile y llevarlas a mercados como el de Escocia”, aseguró el gerente general de Innovex.

Analizar el mar para tomar decisiones

Para Innovex, una parte muy importante es la innovación y el desarrollo. Para esto cuentan con 14 profesionales, entre ingenieros informáticos, electrónicos y físicos, que desarrollan equipos y soluciones en el departamento de I+D en la ciudad de Valdivia, región de Los Ríos. Dentro de estos, la empresa ha desarrollado sensores de medición de oxígeno, temperatura, pH, salinidad, velocidad y dirección de corrientes y turbidez, entre otros, los que sirven para que le lleguen los datos a los distintos clientes de manera inmediata y, de esta manera, puedan tomar mejores decisiones, alertando los posibles problemas que se puedan generar.

“Los datos obtenidos por nuestros sistemas tienen múltiples beneficios, los cuales ayudan a tomar decisiones productivas, como por ejemplo diseñar un plan de alimentación para salmones, lo que ayuda a mejorar rendimiento y tener un mejor factor de conversión”, puntualizó Gonzalo Santamarina, gerente de operaciones y socio fundador de Innovex.

“Para la industria acuícola y, en especial, para la del salmón, su innovación y la tecnología siempre han sido un gran aporte en la cadena de valor. Es sumamente importante poder conocer las características del mar en todo momento para poder tomar decisiones acertadas. Con los datos que entregan los sensores de Innovex, las diferentes empresas dedicadas al cultivo del salmón han podido tomar mejores decisiones y se han anticipado a diferentes efectos que se han avecindado”, comentó Arturo Clément, presidente de la Asociación de la Industria del Salmón de Chile A.G. (SalmonChile).

Para Innovex, el monitoreo en tiempo real de las características ambientales en los centros de cultivos de engorda es la labor más importante dentro de la empresa, aunque hace un par de años, las herramientas como automatización en la inyección de oxígeno en centros de mar y pisciculturas, monitoreo en pisciculturas y servicios oceanográficos han ido adquiriendo un espacio más relevante dentro de su abanico de soluciones tecnológicas. “La gracia de la industria del salmón es que es muy dinámica, lo que nos permite constantemente desarrollar nuevas soluciones tecnológicas que están directamente relacionadas con la economía circular, como por ejemplo, el monitoreo en tiempo real de los silos de mortalidad, lo que permite mantener una basta reutilizable, en vez de que se transforme en un producto de desecho que tendría que ir a vertederos”, subrayó Patricio Catalán.

Para el futuro, este emprendimiento está preparando nuevos servicios, como detectar la tensión que se produce en los cabos de fondeo en las instalaciones de mar; la automatización, medición y control del fotoperiodo; la integración de inteligencia artificial para detectar tempranamente blooms de algas; y, durante este año, la idea es concretar la transmisión inalámbrica bajo el agua. “Si logramos la transmisión de datos bajo el agua nos potenciaría mucho, porque evitaríamos el cableado de nuestros sensores, generando una nueva innovación en esta industria”, cerró el gerente de operaciones de Innovex.