A fines de la semana pasada, AQUA publicó una nota con el balance financiero de Compañía Pesquera Camanchaca, en donde se detalló que cerró el año 2019 con un récord de cosechas de salmón de 58 mil toneladas de pescado entero equivalente o WFE en inglés, un incremento de casi 20% al compararlo con el 2018. De estas, 4.302 correspondieron a la primera producción de salmón coho (Oncorhynchus kisutch) que realiza la empresa. Mientras que en el cuarto trimestre (4T), puntualmente, las cosechas alcanzaron las 24.100 toneladas WFE, un alza de 72,8% respecto de igual trimestre del ejercicio anterior.

Ahora bien, para ahondar en los resultados de la filial salmonicultora de la compañía, Salmones Camanchaca (Salmocam), del balance de esta firma se desprende que la cosecha de la especie salmón Atlántico (Salmo salar) alcanzó las 20.288 toneladas WFE en comparación con las 13.944 toneladas WFE del 4T2018, un 45,5% superior. El total de cosecha del año en esta especie, en tanto, fue de 53.731 toneladas WFE, un 10,8% superior al 2018.

Sobre la cosecha de coho, que fue de 4.302 toneladas en su primer año 2019 de producción en Salmones Camanchaca, se precisa que en el 4T se cosecharon 3.813 toneladas WFE. Y que este primer ciclo se completará con 760 toneladas a cosechar en el primer trimestre del 2020.

Perspectiva

Según Kontali, el crecimiento de la oferta mundial de salmón Atlántico fue de 4% en 2019, previendo esta organización un menor crecimiento para 2020.

Por ello, no se estiman cambios globales que modifiquen la actual tendencia de precios, donde la demanda crece algo por encima de la oferta. Según esta misma entidad, el crecimiento de la oferta chilena para 2018 fue cercano al 17%.

“El crecimiento en 2018 fue resultado de una base anormalmente baja en 2017, sin grandes expansiones de capacidades potenciales en el país. Para el 2019 la estimación de crecimiento fue del 4%. Para el 2020 se espera un crecimiento de un 4% en la oferta global y para Chile de un 5%”, subraya Salmocam en el ítem “Perspectiva de la compañía”, añadiendo que todos los datos están basados en las estimaciones de Kontali.

Sobre su estimación de cosecha para este año, Camanchaca vislumbra entre 60 mil y 62 mil toneladas WFE, de las cuales el salmón Atlántico son 56.000 a 57.000, y coho entre 4.000 y 5.000.

En ese contexto, Salmones Camanchaca aduce que una parte significativa del flujo producido por el Ebitda (beneficio bruto de explotación calculado antes de la deducibilidad de los gastos financieros) de 2018 y 2019 ha sido destinado a inversiones en crecimiento de biomasa y en los activos fijos de cultivo y proceso, “sustentando las estimaciones de cosechas para los próximos años, en torno a 56 – 57 mil toneladas WFE para 2020 de salmón Atlántico y 4.500 a 5.000 toneladas WFE de coho, y similar para los años 2021 y 2022”.

Para dimensionar la totalidad de las capacidades de cosechas en centros de cultivo de propiedad de Salmones Camanchaca, debe sumarse aquella generada en los centros arrendados para trucha arcoíris (Oncorhynchus mykiss) y Atlántico que, en 2019, fue de 8,5 mil toneladas WFE, por lo que la suma es de 66,5 mil toneladas WFE.

“Las estimaciones para el año 2020 son en torno a 56-57 mil toneladas WFE en Atlántico propio, aproximadamente 5 mil toneladas WFE de coho y alrededor de 12 mil de trucha de la ACP, esto es, un total de aproximadamente 72-74 mil toneladas WFE. En el caso de cosechas de trucha, la ACP es operada por un tercero, donde Salmones Camanchaca obtiene un tercio de la ganancia, operación que tiene vigencia hasta 2022 y cuyos resultados se reflejan como otros ingresos en el estado de resultado”, explica Salmocam en su análisis razonado que puede descargar aquí.

Descargue también los Estados_Financieros_Salmones Camachaca.