Noruega exportó un total de 213.000 toneladas de productos del mar por NOK$ 9.600 millones (US$ 921 millones*) en marzo. Este es un aumento de NOK$ 392 millones, o 4 por ciento, en comparación con el mismo mes de 2019. En el primer trimestre, en tanto, se exportaron 664.000 toneladas, por un valor de NOK$ 28.600 millones (US$ 2.745 millones). El valor de las exportaciones acuícolas-pesqueras noruegas ha aumentado en NOK$ 2.900 millones, o 11 por ciento, en comparación con el mismo período del año pasado.

Así lo destacó la directora ejecutiva (CEO, por su sigla en inglés) del Consejo Noruego de Productos del Mar (NSC), Renate Larsen, quien explicó que “en la segunda quincena de marzo, la pandemia del covid-19 (coronavirus) hizo sentir su presencia en Europa y Estados Unidos, lo que provocó grandes turbulencias en estos mercados de productos del mar. Las estrictas restricciones a las exportaciones a los Estados Unidos y una reducción en la capacidad de carga aérea afectaron especialmente al seafood fresco el mes pasado. Al mismo tiempo, vemos que el sector global de restaurantes está casi completamente cerrado y que la demanda de alimentos acuícolas-pesqueros dentro de este canal de ventas se ha reducido drásticamente. A pesar de la difícil situación en algunos de nuestros mercados más importantes, el valor de exportación ha seguido aumentando como resultado del debilitamiento de la corona noruega”, puntualizó la timonel ejecutiva del NSC.

Pese a esta situación de mercado desafiante y una caída en la demanda de productos del mar noruegos, también hay algunos puntos positivos, dijo Renate Larsen. Este sentido, citó: se están viendo tendencias de normalización gradual en algunos países asiáticos como China y Corea del Sur; ha habido un aumento en las ventas en línea y servicios de entrega de alimentos a los hogares; las ventas de productos frescos en Corea del Sur establecen constantemente nuevos récords, y las cifras trimestrales muestran un aumento del 9% en el salmón noruego; la demanda de caballa noruega en Japón es excepcionalmente buena, con un crecimiento del 59% en volumen en el primer trimestre; y las exportaciones de pescado salado y pescado seco continúan su tendencia positiva, especialmente a Portugal.

“La crisis del covid-19 ha afectado los productos noruegos de manera muy diferente. Es que los productos que se exportan a muchos mercados tienen más capacidad de recuperación en una situación así en comparación con los que dependen de unos pocos mercados centrales. El aumento de las ventas en los canales en línea que vemos en varios mercados es desde niveles bajos, pero esto también significa que muchas personas están probando este tipo de servicios por primera vez. La situación actual puede conducir a cambios de comportamiento duraderos. El aumento de las compras de pescados y mariscos recién empacados puede ser algo que persista incluso después de la emergencia sanitaria”, ahondó la CEO del Consejo Noruego de Productos del Mar.

Por su parte, el ministro de Pesquerías y Seafood, Odd Emil Ingebrigtsen (H), elogió a la industria acuícola-pesquera noruega, que ha logrado adaptarse en este difícil período.

LEA >> Noruega: Trabajando para mantener la productividad y garantizar la seguridad alimentaria

“Las últimas semanas han sido difíciles debido al coronavirus. Por lo tanto, es extremadamente gratificante que el crecimiento del valor de las exportaciones acuícolas-pesqueras noruegas haya continuado en marzo. En la difícil situación, se está haciendo un esfuerzo formidable en la industria para garantizar que los productos del mar lleguen a los consumidores de todo el mundo. La situación sanitaria ha presionado al mercado de pescado fresco y estamos viendo un cambio hacia los productos procesados. Es genial ver que la industria se está adaptando a los cambios del mercado tan rápidamente. La robustez y adaptabilidad del sector son impresionantes”, reiteró el secretario de Estado.

Salmón

85.800 toneladas de salmón noruego se valoraron en NOK$ 6.100 millones (US$ 585 millones) en marzo. Este es un aumento en el volumen del 4 por ciento, mientras que el valor de exportación creció en NOK$ 103 millones, o el 2 por ciento, en comparación con marzo del año pasado. En tanto, en el primer trimestre, se exportaron 252.000 toneladas de salmón, por un valor de NOK$ 18.500 millones (US$ 1.776 millones). Este es un incremento en el volumen del 2 por ciento, mientras que el valor ha crecido en NOK$ 1.800 millones, o el 11 por ciento.

A su vez, el precio promedio del salmón fresco entero en marzo fue de NOK$ 64,98 por kg, en comparación con NOK$ 68,72 por kg en marzo del año pasado. Medido por su valor, Polonia, Estados Unidos y Francia fueron los mayores receptores de salmón de Noruega en marzo.

“A pesar de los mayores desafíos logísticos y la reducción del consumo de restaurantes, la proporción de exportaciones de salmón a Asia representa el 17 por ciento del total. Esta es la misma proporción que en marzo de 2019. Las exportaciones relativamente fuertes se deben al aumento del consumo interno de salmón, ya sea en la forma de comida para llevar, en los canales en línea o en el comercio minorista. La reducción de la demanda y los desafíos logísticos como resultado de la pandemia del covid-19 han llevado a grandes caídas de precios en moneda local. Convertido a euros, el precio de exportación cayó un 19 por ciento en marzo comparado con el mismo mes del año pasado”, explicó el analista de seafood del NSC, Paul T. Aandahl.

Puntualmente el mercado chino experimentó un aumento gradual de la demanda en marzo. En la semana 13, se exportaron 517 toneladas de salmón fresco de Noruega a China. “Las cifras del primer trimestre confirman la tendencia de un retorno gradual de la demanda de productos frescos en China, mientras que también vemos un buen desarrollo para los productos congelados. En general, las exportaciones de seafood noruego a China disminuyeron en un 12 por ciento en valor y volumen este año. Esta tendencia de exportación estuvo en línea con el desarrollo esperado del mercado, ya que China se está moviendo gradualmente hacia una normalización”, sostuvo la representante del NSC para China, Victoria Braathen.

Estados Unidos es un mercado que depende en gran medida de las importaciones de seafood, por lo que las severas restricciones de tráfico aéreo durante el último mes han sido dramáticas y han creado una gran incertidumbre.

En ese contexto, el representante del NSC en Estados Unidos, Egil Ove Sundheim, subrayó que “el desarrollo de la pandemia del covid-19 ha llevado al cierre de una gran parte del sector de los restaurantes estadounidenses. Como consecuencia de estas condiciones, las exportaciones de, por ejemplo, salmón entero fresco se han detenido más o menos por completo. Esto está sucediendo en un momento muy desafortunado, ya que ahora estamos en Cuaresma, que tradicionalmente es un muy buen período para la rotación de seafood en el sector de los restaurantes”, dijo Sundheim.

Trucha

En relación con la trucha, el NSC detalló que en marzo se exportaron 5.100 toneladas por un valor de NOK$ 316 millones. El volumen aumentó en un 46 por ciento, mientras que el valor de exportación subió en NOK$ 53 millones, o 20 por ciento, en comparación con marzo del año pasado.

En lo que va de año, en tanto, se han exportado 15.600 toneladas de trucha por un valor de NOK$ 969 millones. Este es un aumento en el volumen del 43 por ciento, mientras que el valor creció en NOK$ 201 millones, o 26 por ciento.

“Estados Unidos, Ucrania y Finlandia fueron los mayores mercados de exportación para este producto en marzo”, precisó el Consejo.

*NOK$ 1 = US$ 0,096.