Apoyar a los pescadores de manera concreta frente al negativo impacto de la pandemia del Covid-19 sobre la actividad artesanal es el propósito de una Agenda Solidaria de seis puntos definida por el Gobierno del Presidente Sebastián Piñera que busca beneficiar a pescadores de todas las regiones y estará asociada a un programa de capacitación en línea. La iniciativa demandará una inversión aproximada de $200.000.000 y se materializará durante el 2° semestre de este año.

Al dar a conocer la iniciativa, el subsecretario de Pesca y Acuicultura, Román Zelaya, detalló que una de las acciones considera la entrega – por una vez- de un aporte solidario de $150.000 a un total de 20.647 pescadores y pescadoras, pertenecientes al 40% más vulnerable de la población que supondrá una inversión pública de aproximadamente $3.500 millones, y será ejecutada con sentido de urgencia por tres instituciones dependientes del Ministerio de Economía, Fomento y Turismo: Subpesca, Sernapesca e Indespa.

Dentro de las exigencias para poder optar al beneficio, el Gobierno exige a los postulantes tener RPA de pescador artesanal en cualquier categoría, al 26 de diciembre de 2019; pertenecer al 40% más vulnerable de la población; y ser jefe o jefa de hogar (según los registros del Ministerio de Desarrollo Social). El pago está previsto para la última semana de mayo y se concretará mediante transferencias a cuentas RUT.

Las demás medidas se relacionan con la entrega de mil nuevos equipos de trabajo a mujeres algueras, el financiamiento de transporte para productos de pescadores, disposiciones que facilitan las tareas del sector -tomando en cuenta las actuales dificultades-, y la reasignación de 500 nuevos cupos para que el sector artesanal capture un recurso de alta demanda: la reineta.

Apoyo efectivo a los pescadores

Zelaya valoró el trabajo que han desarrollado los pescadores para contribuir efectivamente a la cadena de producción y distribución de alimentos, en medio de las complicaciones derivadas de la pandemia.

“El sector artesanal ha sido fuertemente golpeado por esta emergencia. Por eso, el Presidente Sebastián Piñera, a través del Ministro de Economía, Fomento y Turismo, Lucas Palacios, dispuso esta Agenda Solidaria. Sabemos que ella no soluciona la totalidad del problema, pero tenemos la convicción de que implica un apoyo efectivo a los pescadores más vulnerables en un momento muy complejo”, dijo Zelaya.

Los pescadores de las distintas regiones han podido operar solo de modo parcial desde el inicio de la contingencia sanitaria, y sus ventas han disminuido, como consecuencia de una menor demanda. Lo anterior ha generado una caída en sus ingresos, sin que haya aún certeza sobre cuándo el sector podrá retomar su normal ritmo de trabajo.

RELACIONADO>> Confepach solicita a ministro de Economía que se tomen acciones inmediatas para ayudar a la pesca artesanal

Otras medidas

El plan implica, además, la entrega de mil equipos de trabajo para algueras, lo que da continuidad a una acción del mismo tipo definida por el Gobierno a fines de 2019, como parte de la Agenda Social en favor del sector artesanal.

Estas pescadoras -que suelen cumplir sus tareas en condiciones precarias- podrán renovar distintos equipos de trabajo: botas, trajes impermeables o ropa térmica y/o de surf. Con esos implementos, desarrollarán sus labores de manera más segura y cómoda.La entrega de los mil kits implica una inversión pública de $300 millones, y el proceso de postulación, ejecución y entrega considera seis meses.

Una tercera acción contempla la puesta en marcha de un programa piloto que financiará un servicio de transporte refrigerado para productos del mar generados por diez organizaciones de pescadores artesanales. La medida se aplicará una vez que haya sido superada la pandemia, con el fin de posibilitar una más rápida recuperación de la actividad. El plan beneficiará a organizaciones del sector que cumplan requisitos en materia de desarrollo de canales comerciales y que tengan problemas para llegar a los clientes con sus productos frescos.

Otra medida supone la flexibilización de distintas medidas de administración pesquera que posibilitan el trabajo cotidiano del sector artesanal: aperturas, cierres y vedas relacionadas con temporadas de pesca que será aplicada en función del desarrollo de la contingencia, las solicitudes de los interesados y la sustentabilidad de los recursos.

En materia de vedas, por ejemplo, están evaluándose opciones respecto de distintos recursos, como el camarón nailon, centolla y centollón y langosta de Juan Fernández.

Además, se incorporará la suspensión de plazos asociados a una serie de trámites obligatorios para el sector con el propósito de facilitar el cumplimiento de la norma por parte de los pescadores como la entrega de informes de seguimiento de áreas de manejo; caducidades, procedimientos y reclamaciones; y exigencias para la actividad bentónica (extracción de recursos asociados al sustrato marino).

La sexta acción de la Agenda Solidaria implica la reasignación de 500 nuevos cupos para pesca artesanal de la reineta, a partir de un proceso nacional de corrimiento de listas de espera que se concretará durante mayo de 2020, a partir de criterios que considerarán, entre otros elementos, las necesidades de las regiones donde haya pescadores que estén en lista de espera y cumplan los requisitos de la norma.