Este miércoles 13 de mayo, funcionarios de la Oficina Contao de la Dirección Regional Los Lagos del Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura (Sernapesca), en una inspección de rutina en un punto de desembarque en caleta Pichicolo (comuna de Hualaihué, provincia de Palena), detectaron dos embarcaciones que estaban descargando recursos, incumpliendo la Ley General de Pesca y Acuicultura (LGPA).

La primera estaba desembarcando un total de 900 kilos de choritos, mientras que la segunda desembarcaba 450 kilos de cholga y 400 kilos de choro (zapato). Los armadores no pudieron acreditar el origen legal de las especies, por no tener las embarcaciones inscritas en el Registro Pesquero Artesanal (RPA), por lo que se procedió a incautar el total del desembarque, además de cursar dos citaciones al Primer Juzgado de Letras de Hornopirén.

“Hacemos presente que Sernapesca durante todo este periodo de pandemia, considerando las restricciones al movimiento, ha dispuesto funcionarios realizando fiscalizaciones en los distintos lugares, ya sea en los puertos de desembarque como en controles carreteros. Por lo que hacemos un llamado a cuidar la actividad, haciéndola quienes estén habilitados para ello, vale decir, en el caso de los pescadores, tanto ellos como las embarcaciones deben estar inscritos en el Registro Pesquero Artesanal. Mientras que quienes transporten recursos, deben hacerlo con todos los documentos que lo acrediten”, enfatizó el director regional del Sernapesca Los Lagos, Eduardo Aguilera.

Lo anterior, para dar cumplimiento a la LGPA y, de este modo, proteger los recursos hidrobiológicos y el trabajo de los pescadores artesanales.

LEA TAMBIÉN >> Armada incauta 300 kilos de erizos en Chiloé

RELACIONADO >> Llega hasta el Tribunal Ambiental: Califican de ilegal el aumento de la cuota de merluza austral