El jueves 6 de agosto de este año se publicó en el Diario Oficial el extracto de la resolución exenta (R.E.) N°1085 del Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura (Sernapesca) que establece el programa de vigilancia de algas epifitas filamentosas del tipo Rhizoclonium spp. Esta normativa instaura procedimientos de vigilancia y monitoreo para evaluar el impacto de la presencia de estas algas en las áreas declaradas plaga (ríos Maullín, San Pedro Nolasco y Pudeto); además de difundir procedimientos de buenas prácticas de cultivo del pelillo (Agarophyton chilensis).

Mediante un boletín de Sernapesca, se destaca que el articulado «prohíbe la extracción de macroalgas que se encuentren en las áreas de plaga (ríos Maullín, San Pedro Nolasco y Pudeto) y que tengan destino actividades de repoblamientos en otros sectores, fuera de las áreas mencionadas».

Además, detalla que esta medida se aplicará a «personas que realicen actividades de cultivo y extracción de pelillo (Agarophyton chilensis ex Gracilaria chilensis) en las áreas declaradas plaga (R.E. SSP N°1166/2020), ríos Maullín, San Pedro Nolasco y Pudeto, comunas de Maullín y Ancud, en la región de Los Lagos».

El texto íntegro de la resolución se encuentra disponible para su descarga y visualización en la página web del Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura: http://www.sernapesca.cl/programas/programade-vigilancia-de-algas-epifitas-filamentosas-tipo-rhizoclonium-spp

Lo anterior, se da a conocer conforme con el protocolo de acuerdo suscrito con Contraloría mediante la R.E. (Subpesca) N°1275, de 2017, y el procedimiento coordinado Subpesca-Sernapesca para la implementación de nueva normativa en materia de acuicultura.