Este miércoles 26 de agosto, la Portuaria Cabo Froward S.A. realizó una sesión de directorio en donde abordó el siniestro registrado en sus instalaciones flotantes ubicadas en el sector de San José, isla Quihua, comuna de Calbuco, región de Los Lagos. Esto, luego que cediera un pontón/muelle con alimento para salmones, hundiéndose cerca de 240 maxisacos de aproximadamente 1.200 kilos cada uno, lo que equivale a 288 toneladas. El incidente fue reportado el lunes de este semana (24) por la Gobernación Marítima de Puerto Montt.

Tras la reunión de directorio, el gerente general de Cabo Froward, Juan Esteban Bilbao, comenzó diciendo a la Comisión para el Mercado Financiero (CMF) que “este evento no provocó ningún daño a nuestro personal ni a terceros”.

Inmediatamente, comentó que si bien hay seguros comprometidos que permiten estimar efectos financieros menores, “el directorio, junto con lamentar este accidente, ha decidido calificar este hecho como relevante y comunicarlo de esa manera”.

En esa línea, Bilbao detalló que los bienes siniestrados tienen un valor libro neto actual de US$544 mil, lo que representa un 0,5% del total de activos fijos de la compañía y su contribución al margen operacional es muy menor.

A su vez, aseguró el representante de Cabo Froward, “se considera que no hay daño ambiental por cuanto la carga presente en el muelle correspondía a alimentos para la industria del salmón”.

Y luego, adujo que tanto las instalaciones siniestradas, los efectos de este accidente y la paralización respectiva, “están debidamente protegidos por seguros que permiten estimar en definitiva que Froward está cubierta de los efectos financieros que este tipo de accidentes pueden producir”.

LEA >> La Armada se refiere a hundimiento de muelle con alimento para salmones

LEA TAMBIÉN >> SMA ordena medidas provisionales pre-procedimentales a Cabo Froward tras colapso del Terminal de Carga Puerto Calbuco

LE PUEDE INTERESAR >> [OPINIÓN] Normativa para minimizar el escape de salmones

*Fotos: gentileza SMA.