La Comisión de Medio Ambiente y Bienes Nacionales del Senado abordó la posición del Gobierno en relación con la suscripción del Acuerdo Regional sobre el Acceso a la Información, a la Participación Pública y el Acceso a la Justicia en Asuntos Ambientales en América Latina y El Caribe, conocido como Acuerdo de Escazú, considerando que el próximo sábado 26 de septiembre vence el plazo para ratificarlo.

Junto con lamentar la ausencia de los ministros de Relaciones Exteriores (RR.EE.) y del Medio Ambiente (MMA) a la sesión, las y los senadores presentes acordaron oficiar a Cancillería y a la cartera sectorial para “conocer si existe un informe jurídico, elaborado por la División de Asuntos Jurídicos de dicho ministerio, en donde se den todos los argumentos y recomendaciones para ratificar o no el Acuerdo”.

En esta misma línea, se oficiará al Presidente de la República para “reiterar la urgente necesidad de que Chile sea parte de Escazú”.

– Revise aquí detalles de la Comisión

Pese a la ausencia de representantes del Ejecutivo, la Comisión -presidida por el senador Alfonso De Urresti– conoció los alcances desde el derecho internacional y del medio ambiente, a través de las exposiciones de la doctora en Derecho Internacional Paulina Astroza, y de la directora del Centro de Derecho Ambiental de la Universidad de Chile Valentina Durán, quienes coincidieron en que “Escazú no pone en riesgo la soberanía del país”.

A juicio de la abogada Paulina Astorga, tras detallar los alcances de la norma, expresó que “desde el punto del derecho internacional y de las relaciones internacionales, no veo razón, ni fundamento alguno, para no ser parte del Acuerdo”.

Más aún, prosiguió, “existe una contraposición entre la declaración de las relaciones exteriores y la no firma del Acuerdo; eso le hace daño también a la imagen internacional, porque debe existir coherencia entre lo que proclamamos y lo que se hace internamente”, enfatizó.

Además, cuestionó las razones aludidas en 2018, para abstenerse de la firma y explicó que el “recurrir a la Corte Internacional de Justicia (CIJ), lo encontramos en muchos acuerdos internacionales, de los cuales Chile es parte”.

Por su parte, para Valentina Durán resulta fundamental firmar el Acuerdo y seguir con las recomendaciones de organismos internacionales y reforzar el acceso a la información en general, para poder generar políticas públicas que tengan en su base aportes científicos y de participación ciudadana con información transparente y accesible.

“Escazú no indica el camino, sino que el objetivo, por eso es posible que sea suscrito por países con diferente grado de compromiso medioambiental (…) y no va tan lejos como sí lo hace la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos)”, sentenció, y enfatizó en que “la urgencia de la crisis ambiental y climática no da tiempo para vacilaciones”.

LEA >> Analizan el rol de las áreas marinas protegidas frente al cambio climático

*La foto destacada corresponde a un glaciar del valle Ventisquero, en la comuna de Cochamó, región de Los Lagos (gentileza: Instagram martin_ventisquero).