Transmitido en vivo el pasado martes 24 de noviembre, la dirección ejecutiva del grupo AKVA describió, mediante un Día de Mercados de Capital (Capital Markets Day), que habrá un aumento de entre uno y dos millones de toneladas en el consumo global de salmón Atlántico (Salmo salar) para 2030, lo que impulsa las expectativas de crecimiento de la compañía.

Una repetición de la instancia está disponible aquí.

De acuerdo con la empresa de origen noruego, el crecimiento esperado de la demanda está en línea con el aumento en el consumo de salmón durante los últimos diez años, y la perspectiva está respaldada por megatendencias globales donde las y los consumidores se enfocan en alimentos saludables y sostenibles producidos cerca de donde viven.

Por el lado de la oferta, añadió AKVA en su Capital Markets Day, es probable que una gran parte del aumento del volumen provenga del cultivo convencional en balsas-jaula, respaldada por una mejora en la salud de los peces y las innovaciones tecnológicas. Se espera que la parte restante se obtenga de la acuicultura en tierra y otras tecnologías no convencionales. Según la empresa, cultivar salmón más cerca de las y los consumidores en Asia y Estados Unidos eliminaría la huella ambiental del transporte aéreo y se espera que sea competitivo en costos. AKVA ya está involucrado en varios proyectos de este tipo.

“Para el grupo AKVA, como proveedor líder mundial de tecnología para la industria del salmón, el aumento esperado tanto en el cultivo de salmón en jaulas como en tierra representará dos motores de crecimiento para nuestro negocio”, expresó el director ejecutivo (CEO, por su sigla en inglés), Knut Nesse.

A partir de 2021, añadió, el grupo AKVA aumentará el gasto en innovación y soluciones digitales “para continuar a la vanguardia apoyando a los acuicultores en la producción sostenible de pescado saludable y realizando el significativo potencial de crecimiento para la industria”.