Columbi Salmon se asoció con el Instituto Noruego de Investigación en Bioeconomía (NIBIO), Morefish y BioMar, en un proyecto de investigación destinado a reducir la huella de carbono del cultivo de salmón en sistemas de recirculación de acuicultura (RAS, por su sigla en inglés).

“Nuestro objetivo es construir una empresa líder en producción alimentaria sostenible en Europa. Nos hemos asociado con los mejores y más brillantes de la industria para desarrollar tecnología y procesos para que el cultivo de salmón sea carbono neutral. Esto, mediante la introducción de acuiponía en nuestras instalaciones de RAS. Esperamos trabajar con nuestros socios para lograr nuestros ambiciosos objetivos de sostenibilidad”, dijo Kolbjørn Giskeødegård, director financiero de Columbi Salmon.

La eliminación de ciertos nutrientes del agua de las instalaciones de RAS es esencial para lograr una salud óptima de los peces. Al agregar un nuevo filtro biológico que contiene la producción vegetal, los compuestos de nitrógeno, junto con el carbono en el aire y el agua y otros nutrientes, pueden eliminarse de manera eficiente de la planta RAS. 1.000 peces se almacenarán en la instalación de prueba y la investigación se llevará a cabo durante tres meses en las instalaciones de NIBIO en Grimstad, Noruega.

“Las plantas capturan CO2 del aire y utilizan los nutrientes del agua de los desechos de los peces. Esta es una forma de hacer uso de todos los recursos asociados con la piscicultura y puede conducir a una reducción sustancial de las emisiones”, expresó por su parte Siv Lene Gangenes Skar, investigador y líder del proyecto en NIBIO, que es una de las instituciones de investigación más grandes de Noruega.

NIBIO, a su vez, llevará a cabo investigaciones en estrecha cooperación con Morefish. BioMar, en tanto, contribuye con los alimentos para peces utilizados para la investigación.

“La acuicultura moderna puede aumentar su nivel de sostenibilidad de varias maneras, refinando la descarga en biomasa y extrayendo el carbono para bioenergía como dos métodos principales entre muchos. La tecnología RAS nueva y en evolución puede aprovechar este potencial, debido a la producción condensada en tierra y la tecnología eficiente para el tratamiento del agua y la eliminación de nutrientes”, aseguró Svein Martinsen de Morefish.

Columbi Salmon está estableciendo una instalación terrestre para el cultivo de salmón en Oostende, Bélgica, y en los próximos años implementará más instalaciones de producción en toda Europa. El objetivo es producir 12.000 toneladas de salmón y 4.000 toneladas de vegetales para 2023-24.

“Estamos ansiosos por ver los resultados de la investigación. Creemos que la combinación de la acuiponía y la piscicultura en las instalaciones de RAS muestra un gran potencial y puede tener un gran impacto positivo. Planeamos hacer esto a gran escala cuando establezcamos nuestras operaciones, haciendo que el cultivo de salmón sea neutral en carbono y, por lo tanto, verdaderamente sostenible”, finalizó Giskeødegård.

*Créditos de la foto destacada: Columbi Salmon.