El piojo de mar (Caligus rogercresseyi) es un parásito que genera alta preocupación en la industria salmonicultora chilena, segundo mayor productor a nivel mundial. Y aunque los patrones espaciales de C. rogercresseyi se han abordado a partir de datos obtenidos de programas de seguimiento y vigilancia establecidos, los estudios sobre su ecología espacial son limitados.

En este marco, se presume una amplia distribución geográfica de C. rogercresseyi en Chile; sin embargo, se desconoce cómo esta especie podría potencialmente distribuirse en el espacio. Es así como Manuel Lepe-López, Joaquín Escobar-Dodero, Natalia Zimin-Veselkoff, Claudio Azat y Fernando Mardones elaboraron un estudio en donde se presenta un análisis de la idoneidad del hábitat de C. rogercresseyi en toda el área ocupada por centros de cultivo en Chile. Para esto, se utilizó un modelo de «idoneidad» de hábitat para explorar la probabilidad de ocurrencia espacial de especies en función de las características ambientales.

«Debido a la expansión de la industria del salmón en el sur de Chile, estudiamos los modelos de adecuación del hábitat de C. rogercresseyi para el presente (promedio de 2005–2010) y dos proyecciones futuras (2050 y 2100) bajo diferentes escenarios de cambio climático. Los modelos se construyeron con el algoritmo maxent utilizando una gran base de datos de ocurrencias espaciales de C. rogercresseyi de la autoridad acuícola-pesquera de Chile e incluyeron 23 variables ambientales obtenidas de Ocean Rasters for Analysis of Climate and Environment (Bio-Oracle)», detallan los científicos en el abstract de la investigación.

Los modelos de «idoneidad» del hábitat evidenciaron que la temperatura del agua, la salinidad del agua y la velocidad actual de las aguas eran las características más importantes que limitaban la distribución de C. rogercresseyi en el sur de Chile.

Los modelos de ‘idoneidad’ del hábitat para el clima actual, en tanto, indicaron un patrón heterogéneo con C. rogercresseyi presente en aguas con un rango de temperatura de 12,12–7,08 ° C (de = 0,65), rango de salinidad de 33,7–25,5 pss (de = 1,73) y rango de velocidad del agua actual de 0,23 –0,01 m − 1 (de = 0,02). Las predicciones para proyecciones futuras en el año 2050 y el año 2100 sugieren una nueva dispersión agrupada de las condiciones ambientales para el establecimiento de C. rogercresseyi.

«Nuestros resultados sugieren complejidad y una amplia dispersión de la distribución biogeográfica de la ‘idoneidad’ del hábitat de C. rogercresseyi con implicaciones potenciales para las estrategias de control y los problemas ambientales para el cultivo de salmón en Chile. Se requieren más investigaciones sobre la distribución de C. rogercresseyi en el sur de Chile considerando el posible efecto del cambio climático», subrayan Lepe-López, Escobar-Dodero, Zimin-Veselkoff, Azat y Mardones en el artículo científico que puede revisar de manera íntegra presionando aquí.

*La foto destacada es de contexto y corresponde a archivo de Sernapesca.