Fiordo Austral, a través de su filial naviera SMT, consolidó el servicio de traslado de silo y mortalidad con la adquisición de la nave mayor Bronco”, una embarcación destinada exclusivamente para el transporte de hasta 1.200 toneladas de mortalidad masiva, cumpliendo con las condiciones normativas exigidas, con tecnología adecuada que permita reaccionar de forma eficiente y ágil ante estos eventos, aseguró la empresa en un comunicado de prensa emitido durante la tarde de ayer lunes 14 de junio.

Con el término de la fase de equipamiento del “Bronco”, que concretó con éxito la incorporación de las bombas y el sistema de refrigeración necesario para facilitar la carga y el traslado resguardando la mitigación de cualquier tipo de riesgo ambiental asociado, SMT dijo consolidar su oferta de naves diseñadas específicamente para manejo de silo y mortalidad, entre las que destacan también “Doña Mariana” y “Canadelo”.

El gerente de SMT, Cristián Rodríguez, afirmó: “Está en nuestro ADN ayudar a nuestros clientes en desafíos complejos, es por esto que incorporamos esta nave porque sabemos que los eventos de mortalidad masiva es tremendamente desafiante para toda la industria acuícola”.

“Por eso, también incorporamos a SMT la nave mayor ‘Guallatire’, una nave con una innovación que creemos que será muy bienvenida; una capacidad dual de transporte de 600 toneladas, que permite transportar alimentos y diferentes insumos a los centros de cultivo, pero también tiene la flexibilidad de adaptarse y transportar mortalidad en caso de eventos de mortalidad masiva”, añadió.

Para potenciar la calidad y diversidad de sus diferentes servicios logísticos integrados, SMT sumó a estas dos nuevas embarcaciones la nave menor “Camila Alejandra”, un barco pesquero de 80 toneladas de capacidad, que fue transformado en nave menor multipropósito, con la capacidad de transportar silo, permitiendo enfrentar momentos críticos cuando la demanda por retiro aumenta. Esta embarcación también tiene la capacidad de ser remolque, ya que cuenta con un pitón que le permite ser una solución de transporte.

Rodríguez adujo que “la adquisición de estas tres nuevas naves nos permitirán seguir contribuyendo al desarrollo de la industria salmonicultora, transportando distintos tipos de carga entre nuestras bodegas, puertos de embarque y los centros de cultivo, para seguir promoviendo la economía circular”.