Este miércoles 23 de junio se realizó el seminario “Avances en la investigación y vigilancia de la resistencia bacteriana a antimicrobianos en la salmonicultura”, organizado por el Instituto de Fomento Pesquero (IFOP), en el cual se entregaron diversas pautas sobre los esfuerzos que se están realizando en la acuicultura chilena para un uso más eficiente de estos fármacos.

En la ocasión, la subdirectora de Acuicultura del Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura (Sernapesca), Marcela Lara, expuso sobre la “Gestión Sanitaria Estratégica en RAM (Una Salud)”. Para comenzar, la funcionaria explicó que el servicio ha estado trabajando muy fuertemente por incluir el concepto de “Una Salud” promovido por la OIE, OMS y FAO –donde se considera que tanto la salud humana, como animal y del medio ambiente están relacionadas– en todo su quehacer, y sobre todo en el tema de los antimicrobianos. “Todas las actividades que realizamos las hacemos bajo este concepto. A veces puede sonar muy general, pero es muy bueno aterrizarlo y llevarlo a la practica con distintas acciones”, mencionó.

Posteriormente, Marcela Lara explicó las líneas estratégicas que se han estado implementando en el país para la reducción del uso de antimicrobianos en la acuicultura, algunas de cuales están bastante avanzadas. Aquí destaca, por ejemplo, la puesta en marcha del Plan Nacional de Reducción de Uso de Antimicrobianos en la Salmonicultura, que tiene como pilar fundamental  “promover el buen uso de los antimicrobianos, fortalecer la comunicación estratégica y la concientización publica sobre el uso de antimicrobianos y mantener la vigilancia de  susceptibilidad a los antimicrobianos de los principales patógenos de la salmonicultura”, según sus palabras.

La ejecutiva acotó que en el marco de la promoción del buen uso de los antimicrobianos se han estado considerando lineamientos internacionales y se han tomado acciones como: actualizar la Prescripción Médico Veterinaria (PMV) online para facilitar su uso y control oficial (ya se aplica en mar y se quiere implementar en agua dulce); fortalecer la línea de extra etiqueta, para lo cual se abrió una mesa de trabajo con un grupo de médicos veterinarios del sector; robustecer la implementación del Programa para la Optimización del Uso de Antimicrobianos (PROA Salmón) que partió en marzo de 2020 y que ya cuenta con nueve centros acreditados; y la difusión de un Manual de Buenas Prácticas de Uso de Antimicrobianos, que ya va en su cuarta versión. En cuanto al PROA, la representante de Sernapesca mencionó que se espera contar a fines de este año con una certificación también para centros libres de antiparasitarios.

En el encuentro también participó el asistente técnico de la Representación Regional de la OIE para las Américas, Martín Minassian, quien expuso sobre las “Actividades de la OIE en el ámbito de la acuicultura”. El profesional comentó que “más de 50 millones de personas basan sus ingresos y medios de vida en los sectores de la pesca y acuicultura” y que para proteger la vida submarina “es crucial el desarrollo de prácticas responsables y sustentables en la pesca y la acuicultura”. Es por eso que la OIE impulsa un sistema de comercio internacional seguro de animales acuáticos y de sus productos, basado en normas, con el fin de propiciar un desarrollo sostenible de la actividad.

El experto precisó que en cuanto a antimicrobianos de importancia crítica para animales, la OIE recomienda que estos no se usen como tratamiento preventivo en los alimentos o en el agua sin que existan signos clínicos. También se sugiere “no usar como primera elección” y utilizar como “segunda elección” basado en cultivo y antibiograma. También se recomienda limitar su uso fuera de indicaciones y prohibir urgentemente su utilización como promotores del crecimiento.

El representante de la OIE también se refirió a la estrategia que lanzó el organismo internacional recientemente sobre la sanidad de los animales acuáticos 2021-2025, la cual, según sus palabras, “mejorará la salud y bienestar de los animales acuáticos a nivel mundial, contribuyendo a un crecimiento económico sostenible, la mitigación de la pobreza y la seguridad alimentaria, apoyando el logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS)”.

El trabajo del IFOP

En el evento también expuso el jefe del Departamento Salud Hidrobiológica del IFOP, Sergio Contreras, quien expuso sobre el trabajo que ha estado realizado el instituto en materia de vigilancia de la resistencia de los agentes patógenos a los antimicrobianos usados en salmonicultura. El especialista comentó que uno de los roles del IFOP es “apoyar y sustentar a través de estudios e información el resguardo del patrimonio sanitario nacional en acuicultura y los ecosistemas marinos y dulce acuícolas”.

En ese sentido, el IFOP mantiene un programa permanente de investigación llamado “Programa de Vigilancia de la Resistencia de los Agentes Patógenos a los Antimicrobianos de Uso Habitual en la Salmonicultura”, el cual este año 2021 finaliza su etapa VII, para comenzar la etapa VIII.  “Es un programa financiado por el Ministerio de Economía y que tiene contraparte técnica a la Subsecretaría de Pesca y Acuicultura (Subpesca)”, sostuvo el profesional.

Añadió que todos los programas y estudios del IFOP se basan en el enfoque ecosistémico de la acuicultura, estrategia que se usa para el desarrollo de planes de manejo y que busca un equilibrio entre los aspectos medio ambientales, socio económicos y de gobernanza. En este ámbito es que se investiga la resistencia antimicrobiana en la salmonicultura, debido al impacto del tema en la actividad y a que se trata de una preocupación mundial, considerada como una amenaza global que pone en peligro el logro de los ODS de la ONU vinculados con aspectos como salud, pobreza y seguridad alimentaria.