Un alga y una anémona están amenazando el normal desarrollo de las actividades pesqueras artesanales en dos sectores de la región de Los Lagos: Maullín y Carelmapu, respectivamente.

La subsecretaria de Pesca y Acuicultura, Alicia Gallardo Lagno, recibió la alerta de pescadoras y pescadores que operan en ambas áreas, durante una visita a la zona, el jueves y viernes de esta semana.

Puntualmente, organizaciones artesanales de la ribera norte del río Maullín advirtieron que su labor –recolección del alga pelillo– se ha visto afectada desde hace ya un tiempo por la proliferación de otro tipo de alga: Rhizoclonium. Recolectores de Carelmapu, en tanto, están inquietos por la irrupción de una anémona (Metridium sp) que perjudica al erizo y otros recursos que ellos extraen.

A partir de los antecedentes expuestos por las pescadoras y los pescadores sobre ambos casos, la subsecretaria dispuso la convocatoria del  llamado Comité de Plagas, como primera medida para  apoyar al sector artesanal de la zona.

“Nuestros pescadores y pescadoras tienen una gran sabiduría. Los escuchamos, nos interiorizamos de sus inquietudes y empatizamos con ellas y ellos. En lo inmediato, hemos dispuesto un curso de acción que, entre otras medidas, considera la activación del Comité de Plagas”, afirmó la autoridad.

El mencionado cuerpo es un comité consultivo integrado por Subpesca, Sernapesca y Salud, junto a actores privados: organizaciones de pescadores y académicos, entre ellos.

A partir del análisis de la información disponible y la opinión de los especialistas, el Comité deberá adoptar algunas de las estrategias y medidas dispuestas en el Reglamento de Plagas, cuya fiscalización compete a Sernapesca.

En paralelo al trabajo del Comité, detalló la Subsecretaria, se evaluará el estado de los recursos sobre los que operan los pescadores de Carelmapu y Maullín, vale decir el erizo y el pelillo.

Adicionalmente, Subpesca -en coordinación con otros organismos públicos- analizará fórmulas para apoyar al sector artesanal de ambas comunas, a través del fomento productivo, la diversificación o la reconversión en ese mismo plano.

Alicia Gallardo resaltó que este último camino se vislumbra auspicioso, tomando en cuenta que se aproxima el verano, época en que la gastronomía, por ejemplo, cobra protagonismo.

Fotografía: Subpesca