Nova Austral continúa avanzando en su proceso para certificar el 100% de su producción con programas que buscan fomentar la sostenibilidad en la industria acuícola.

Es así como la empresa logró recientemente el sello “Mejores Prácticas Acuícolas” (Best Aquaculture Practices, BAP), de la Alianza Global para la Acuicultura (GAA, por su sigla en inglés), y la certificación del Aquaculture Stewardship Council (ASC) para el centro de cultivo de salmón “Cockburn 23”, ubicado en la región de Magallanes y de la Antártica Chilena.

En julio de 2020, Nova Austral recibió la certificación BAP para el centro de cultivo “Aracena 19” y en marzo de 2021 logró la misma certificación, con cuatro estrellas, para cinco centros más -“Aracena 1”, “Aracena 3”, “Aracena 4”, “Aracena 5” y “Aracena 13”-, así como para la planta de procesos ubicada en Porvenir y la nueva piscicultura situada en Tierra del Fuego.

En tanto, en diciembre de 2020, fue reconocida con la certificación ASC para los centros “Aracena 1” y “Aracena 5”.

“Sumar estas importantes certificaciones para otro de nuestros centros de cultivo demuestra que como compañía estamos trabajando de manera sostenida para operar en todos nuestros procesos con los más altos estándares de sostenibilidad, responsabilidad ambiental y buenas prácticas. Para diciembre de este año esperamos obtener la certificación para un nuevo centro, acercándonos así al objetivo de cumplir con el 100% de la producción verificada con los estándares BAP y ASC, los más altos de la industria”, aseguró el gerente general de Nova Austral, Nicolás Larco.