Por tercer año consecutivo, 38 estudiantes de las especialidades de acuicultura y gastronomía del Liceo María Behety de Punta Arenas aprobaron la capacitación sobre sistema de inocuidad alimentaria financiada por Blumar Magallanes.

El curso, que nuevamente este año se desarrolló vía online, englobó contenidos relacionados con las Buenas Prácticas de Manufacturas (BMP), Procedimientos Operacionales Estandarizados de Sanitización (POES) y Análisis de Peligros y Puntos Críticos de Control (Haccp), técnicas obligatorias para desempeñarse en plantas que procesan y manipulan alimentos.

Junto con agradecer el aporte de Blumar Magallanes para la realización del curso, la directora del Liceo María Behety, Marcela Andrade, manifestó: “Una vez más en nuestra comunidad educativa nace un sentimiento de profundo agradecimiento, sobre todo en este contexto de pandemia, en el que aún nos encontramos. Necesitamos el apoyo para desarrollar las competencias necesarias en nuestros estudiantes, y este cuso de inocuidad alimentaria refuerza esto, no sólo en la especialidad de acuicultura, también en la especialidad de gastronomía”.

La estudiante de acuicultura, Carla Mayorga, comentó: “aprendí demasiadas cosas que son de la vida diaria como, por ejemplo, lavarse las manos, lavar bien los alimentos, cosas que son importantes, pero son mucho más rigurosas. Fue bastante interesante y me llamó mucho la atención”.

Para la jefa de la especialidad de gastronomía del Liceo María Behety, María Lorena Gallardo, “es una buena oportunidad para ellos, ya que aparte de la certificación que ellos tienen una vez que egresan de la especialidad, van a tener esta certificación de inocuidad que les abre otra oportunidad. Aparte de estar en la cocina, ellos pueden optar a otro campo laboral, que no es menos importante”, puntualizó.

Junto con destacar la alianza entre Blumar Magallanes y el Liceo María Behety, que ha permitido, entre otras cosas, la realización de esta capacitación, el Gerente Regional de Salmones Blumar Magallanes, Ignacio Covacevich, valoró la relación que existe con este liceo técnico profesional desde el 2017. “Siento que somos parte de la familia del liceo. Uno va a los centros de cultivo de Blumar y están los ex alumnos de acuicultura trabajando, súper comprometidos, son parte de nuestro equipo. Entonces, nosotros hemos sido parte de su formación y ellos a su vez, hoy son parte de nuestro equipo de trabajo, así que ha sido experiencia en la que hemos ganado muchísimo las dos partes”, dijo.

Para el 2022 el compromiso está en fortalecer este convenio de colaboración que permite complementar la formación de los estudiantes del Liceo María Behety y formar capital humano especializado para la acuicultura en la región de Magallanes y de la Antártica chilena.

Fotografías: Blumar Magallanes