Hugo Arancibia, presidente de la Federación Regional de Pescadores Artesanales del Biobío (Ferepa), expresó su descontento frente a la iniciativa que busca ampliar la zona de reserva artesanal desde las cinco a las quince millas marinas. “Una vez más el Congreso se equivoca al pretender legislar en materias del sector pesquero sin considerar aspectos técnicos, científicos y biológicos”, señaló el dirigente.

“No entiendo porque no se asesoran cuando presentan una moción que busca cambiar derechos históricos que tiene la industria y el sector pesquero artesanal, no me parece prudente. No estoy diciendo que me oponga, pero hay que respetar los derechos históricos de ambos sectores y considero que no hay que olvidar que el sector pesquero artesanal abastece a la industria de sardina, jurel y anchoveta. Pienso que lo que buscan los parlamentarios es pasarle la cuenta a la industria, lo que no tiene nada que ver con nuestro sector ni con los recursos”, dijo Hugo Arancibia.

Además, agregó que “la industria cometió dos grandes errores: La contaminación que llevó al cierre de muchas plantas en Talcahuano (región del Biobío) y las coimas entregadas por la industria a parlamentarios y que ha llevado a resistir y apoyar un cambio de la Ley de Pesca”.

“Creo que, antes de legislar, deberían asesorarse por el mundo científico, profesionales que si tienen una clara visión de lo que puede acontecer si esta idea parlamentaria prospera. Nosotros estamos dispuestos a aportar desde nuestra experiencia en la discusión de este tema tan delicado para todo el sector pesquero de Chile”, dijo para finalizar el presidente de Ferepa Biobío.

Fotografía: Ferepa