El pasado jueves 2 de diciembre, se llevó a cabo una ceremonia al aire libre, en donde la Escuela Rural de Aucar (región de Los Lagos) recibió una importante donación hecha por la compañía St. Andrews S.A.

El aporte consistió en 62 polerones y buzos deportivos, una plaza de juegos y, a través de su alianza con la Fundación Enseña Chile, una antena satelital donada por socios de Starlink de la empresa aeroespacial SpaceX, que dotará al centro educacional de una buena conexión a internet.

Estas donaciones a la Escuela Rural de Aucar, se enmarcan en el Convenio de Colaboración que ambas instituciones mantienen hace años en beneficio de la Comunidad de Quemchi (región de Los Lagos) y en específico, del sector de Aucar.

“Para nosotros es un tremendo orgullo poder aportar a la comunidad y que ello signifique una mejor calidad de vida para todos sus miembros. Apoyar la educación es una prioridad para nuestra Compañía y lo seguiremos haciendo por el bien de nuestros niños y de sus familias. Mantendremos estos lazos de colaboración y esperamos seguir prosperando junto a nuestros vecinos y colaboradores que trabajan en el gran equipo St. Andrews”, indicó Branco Papic Ayerdi, gerente de Asuntos Corporativos de St. Andrews.

Francisco Santelices, mentor de formación de Enseña Chile, habló sobre esta iniciativa y señaló que “nos encontramos acá en la entrega de internet satelital para la Escuela Rural de Aucar, lo que nos tiene muy entusiasmados pues una de las iniciativas de nuestro proyecto ‘Internet Rural’, es poder brindar herramientas digitales a los establecimientos educacionales que lo requieran. Lo que ocurre hoy día es un piloto, ya que estas antenas están en sólo 12 países del mundo y aquí en Chile contamos con tres, siendo este establecimiento el primero de la Provincia de Chiloé en recibirlo”.

“Esperamos que esto sea de utilidad no sólo para los estudiantes, docentes y apoderados, sino que para toda la comunidad y que sirva para desarrollarse en las competencias digitales que requiere este siglo”, añadió.

Por su parte, el director de la Escuela Rural de Aucar, Sr. José Rojas, expresó “estamos felices con el aporte de la empresa, de juegos bonitos y seguros, también los uniformes, y la antena que mejorará la conectividad de nuestros niños. Que no quepa duda que usaremos estos recursos de una muy buena manera”. Además, dijo que “aquí, cerca de un 80% de los apoderados trabaja en St. Andrews y eso ha generado que tengamos una buena vinculación con ellos”.

Carmen Gloria Hernández, apoderada y miembro del Centro de Padres del establecimiento educacional, se mostró satisfecha con la entrega e indicó que esto “mejorará al 100% la educación para los niños, ya que contaremos con más tecnología para aportar a su educación, realmente estamos muy contentos”.

Fotografías: St. Andrews