En el marco de los esfuerzos de sustentabilidad que ha realizado SalmonChile, gremio que agrupa a más de 70 empresas del sector salmonicultor, este jueves firmó un convenio con la empresa Aquafil y Atando Cabos, una cleantech company centrada en el reciclaje de plásticos para ayudar a preservar los ecosistemas. El objetivo de la asociación es recoger y reciclar las redes usadas en acuicultura para favorecer la economía circular.

La colaboración con Aquafil y Atando Cabos es un paso más para acortar las brechas de la actividad, reducir su huella de carbono y garantizar que la mayor parte del material utilizado en los procesos se recicle. La asociación se basa en un plan de trabajo de cuatro años que incluirá los procesos de recogida, reciclaje, medición y presentación de informes que harán que este esfuerzo tenga éxito.

“Estamos entusiasmados de colaborar con Aquafil y Atando Cabos en esta importante iniciativa de recolección y reciclaje”, indicó el presidente de SalmonChile, Arturo Clément. “La experiencia que hemos adquirido con Comprometidos con el Mar, recuperando miles de kilómetros de borde costero mediante la recolección de residuos, será de gran ayuda para este convenio con estas organizaciones que tienen gran experiencia en el reciclaje, siendo un avance significativo para la industria y los esfuerzos de conservación del medioambiente en Chile”, puntualizó.

Comprometidos con el Mar es un reenfoque de la campaña de limpieza y recuperación del borde costero de SalmonChile y que en seis años ha retirado más de 25.000 metros cúbicos de residuos de las playas y fiordos. Este proyecto ha permitido recuperar más de 5.000 kilómetros de costa gracias al trabajo conjunto con pescadores artesanales, pueblos originarios y municipios, entre otros, fomentando un trabajo colaborativo y basado en la economía circular.

Aquafil ha implantado con éxito este tipo de iniciativas en Noruega en colaboración con Nofir, empresa de Europa dedicada a recoger y tratar redes de pesca y acuicultura al final de su ciclo de vida. Recientemente, Aquafil entró en el capital de Nofir y gracias a la experiencia adquirida en el campo aplicará prácticas de este esfuerzo a la nueva asociación en Chile.

“En Aquafil, estamos comprometidos con una economía circular más sostenible y esta asociación es una expansión de nuestra capacidad para recoger, reciclar y regenerar diferentes residuos de nylon en ECONYL® que se utilizarán para crear productos como trajes de baño, bolsas, chaquetas, así como también productos industriales. Estableceremos operaciones en Chile con una inversión de 10 millones de euros y creando aproximadamente 30 puestos de trabajo”, afirmó el  CEO y presidente del Grupo Aquafil, Giulio Bonazzi. “Esta operación en Chile se centrará en trabajar para recuperar y reciclar todo el nylon seis de los aparatejos de pesca, redes y otros residuos en todo Chile, y potencialmente en el resto de Sudamérica, en colaboración con los líderes de la industria y el gobierno”, sostuvo.

Por su parte, desde Atando Cabos indicaron que “tenemos la convicción de que es posible hacer negocios rentables y generar impacto positivo, articulando toda la cadena. A través de este acuerdo, queremos seguir dando una nueva vida a los residuos que están contaminando el medioambiente, asegurando la trazabilidad del material. Esta alianza es economía circular 2.0 y nos llena de entusiasmo llevar adelante esta iniciativa”, aseguró el cofundador de Atando Cabos, Julio Compagnon.

Fotografías: SalmonChile