áreas marinas protegidas

Analizan el rol de las áreas marinas protegidas frente al cambio climático

El océano es el principal reservorio de carbono del planeta debido al proceso de secuestro o entierro de este elemento que consiste en la captura de CO2 desde la atmósfera y el almacenamiento permanente de carbono en los sedimentos marinos. Y en este rol, los extensos bosques de macroalgas (cuya superficie se estima en 3 millones de kilómetros cuadrados) aportan más a los procesos de captación de CO2 que todos los manglares, praderas marinas y marismas juntas.