Desarrollan métodos de diagnóstico avanzados para la nefrocalcinosis en salmones

Ago 29, 2023

Se trata de una enfermedad renal que se propaga rápidamente en los salmónidos y que actualmente se desconoce el alcance y las causas.

Los científicos de Nofima han desarrollado ahora métodos de diagnóstico más avanzados para determinar la prevalencia de la nefrocalcinosis en el salmón y su gravedad en peces vivos.

En el Informe de Salud de Peces de este año del Instituto Veterinario Noruego, la nefrocalcinosis es reportada por la mayoría del personal de salud de peces y la Autoridad Noruega de Seguridad Alimentaria como un problema creciente, con altas tasas de mortalidad y posiblemente una reducción severa del bienestar de los peces.

La veterinaria Kirsti Hjelde es una científica de Nofima que trabaja con el uso de los rayos X como herramienta para mapear y estudiar diversos trastornos relacionados con la producción en peces de cultivo.

“Cuando los profesionales de la salud de los peces de todo Noruega están preocupados por la nefrocalcinosis, también debe ser una preocupación para nosotros los científicos. Se está detectando más nefrocalcinosis en nuevos contextos operativos. Cuando no siempre podemos reproducir la nefrocalcinosis en los ensayos, es una indicación de que las causas de esta enfermedad son complejas”, aseveró la profesional.

¿Qué hace la nefrocalcinosis a los peces?

El riñón filtra la sangre y es uno de los principales órganos hematopoyéticos e inmunológicos de los peces. Cuando los smolt se liberan al mar con riñones defectuosos, son menos capaces de resistir los desafíos del medio ambiente marino. No se sabe qué tan dolorosa es la enfermedad, o cuándo se convierte en una condición realmente grave.

«Los peces pueden verse muy bien por fuera, pero sus riñones están arruinados. Los riñones tienen una capacidad extra considerable, por lo que uno de los desafíos actuales es comprender cómo progresa esta enfermedad y cuánto pueden tolerar los riñones antes de que sean irreparables. Creemos que hemos encontrado un punto de inflexión en el que las cosas empeoran rápidamente, y esto es algo que esperamos poder seguir con más investigación», reveló la veterinaria.

Actualmente, no existe un cribado sistemático para la nefrocalcinosis en Noruega. La enfermedad se diagnostica principalmente en peces muertos o anormalmente débiles y delgados, pero esto no reflejaría la prevalencia real en una población de peces vivos.

El diagnóstico de rayos X de la nefrocalcinosis se ha utilizado durante mucho tiempo en mamíferos; lo nuevo del método de los investigadores de Nofima es que ahora se puede aplicar el cribado de rayos X a los peces en el sitio de producción. La entidad ha adaptado una herramienta de diagnóstico existente para su uso práctico.

«El método se ha vuelto tan eficaz y los sistemas de radiografía tan buenos que podemos llevar nuestro equipo a los peces y realizar nuestro diagnóstico directamente en el lugar», dijo Hjelde.

Gracias al trabajo de investigación de Grete Bæverfjord, Nofima ha tenido la capacidad de realizar diagnósticos de rayos X a gran escala, incluidos peces vivos, durante décadas. Su colega Kirsti Hjelde ha validado los rayos X contra imágenes histológicas de nefrocalcinosis. Esto le proporciona un diagnóstico que es confiable y comparable con los hallazgos histológicos que pueden determinar si el pez tiene nefrocalcinosis y en qué grado.

«El diagnóstico es hermético, pero requiere una alta calidad de imagen», afirmo la veterinaria. La metodología en sí fue publicada por Christine Klykken de Aqua Kompetanse y NTNU en su doctorado. El trabajo de Hjelde se basa en la misma metodología que el de Klykken, pero Hjelde ha desarrollado aún más los diagnósticos para que sean más aplicables en el campo.

Especialmente relevante en sistemas RAS

La nefrocalcinosis es un problema bien conocido en la cría intensiva de trucha arco iris, pero actualmente se está extendiendo a los salmones, incluso apareciendo en muchos sistemas RAS.

«Cuando creamos nuevos entornos para que los salmones de cultivo vivan, tenemos que asegurarnos de que las condiciones que les proporcionamos sean buenas», manifestó Kirsti Hjelde.

Hjelde ha colaborado con socios de incubadora en el desarrollo del método de diagnóstico. «Cuanto más equipo tenga disponible, más se utilizará y más información obtendrá. El equipo se ha vuelto relativamente asequible y accesible. Ahora necesitamos personas que puedan usarlo. Eso no debería ser tan difícil. Si todos los que lo usamos hablamos el mismo idioma y nos unimos, obtendremos mucha más información que si simplemente seguimos haciendo lo nuestro en aislamiento», expresó la profesional con esperanza.

Fotografías: Nofima 

Lo último
Te recomendamos

REVISTA DIGITAL