SHOA lanza nuevo sistema para evacuación ante tsunamis

Jun 13, 2016

El SIPAT es un proyecto desarrollado entre los años 2012 y 2015 por la Universidad Técnica Federico Santa María (UTFSM) y el Servicio Hidrográfico y Oceanográfico de la Armada de Chile (SHOA), en el marco de la adjudicación de fondos concursables del Estado (Fondef).

Determinar qué sectores del territorio nacional se verán afectados directamente por un tsunami, es uno de los principales objetivos que tiene el nuevo Sistema Integrado de Predicción y Alarma de Tsunamis (SIPAT), el cual ya se encuentra operativo dentro del Sistema Nacional de Alarma de Maremotos (SNAM) desde el pasado 20 de mayo.

Durante la mañana del viernes 10 de junio, el director del Servicio Hidrográfico y Oceanográfico de la Armada Foto: Armada(SHOA), contraalmirante Patricio Carrasco; acompañado por el subdirector de la Oficina Nacional de Emergencia (ONEMI), Víctor Orellana; el subdirector del Centro Sismológico Nacional (CSN), Mario Pardo; y el director del Departamento de Obras Civiles de la Universidad Técnica Federico Santa María (UTFSM), doctor Patricio Catalán, dieron a conocer la importancia de esta nueva herramienta en la toma de decisiones al momento de enfrentar una emergencia tras un evento tsunamigénico.

De acuerdo con lo detallado en el sitio electrónico de la Armada, el contraalmirante Carrasco explicó que dentro de las características que tiene el SIPAT está la segmentación del país en 21 bloques, lo cual permitirá que en caso de un tsunami solo se evacuen aquellas zonas que se vean directamente afectadas, y no todo el territorio nacional como ha sucedido en los últimos eventos ocurridos en el norte del país. Por otra parte, destacó que esta herramienta científica, desarrollada en conjunto con la UTFSM, «permitirá quedar a la vanguardia dentro el continente en materia de prevención».

bloques_sismos

Por su parte, Patricio Catalán, junto con destacar el arduo trabajo que llevaron a cabo de manera conjunta los profesionales del SHOA y de la universidad, subrayó que esta herramienta tiene un «trasfondo muy sólido y está respaldada científicamente» por los diversos estudios que se realizaron a lo largo del desarrollo del proyecto. «La toma de decisiones tiene varios procesos, de forma tal de tener el mayor grado de certeza posible, y esa evaluación la hemos hecho con todos los terremotos previos, contando el de 1960, 1985, 2010, 2014 y 2015, los cuales fuimos evaluando y en todos tuvimos un alto grado de acierto. Hoy por hoy el sistema es confiable y está orientado a salvaguardar la vida de las personas», afirmó Catalán.

Para Víctor Orellana, subdirector nacional de la ONEMI, el SIPAT viene a cubrir una brecha tecnológica que era necesaria para Chile. «Este sistema nos permitirá entregar una mejor información a la población. Ahora no vamos a tener que evacuar a todo el borde costero ante amenaza de tsunami. Ahora tenemos la posibilidad de indicar con mayor seguridad qué personas deben evacuar a la zona de seguridad, que es a 30 metros sobre el nivel del mar, y cuáles no». Asimismo, puntualizó que junto con la implementación del SIPAT, la ONEMI se encuentra trabajando en sistemas de alerta más sofisticados que permitirán diferenciar los mensajes que se reciben a través de los celulares, como también a través de la televisión, como ya se viene realizando en otros países, como Japón.

El subdirector del CSN, doctor Mario Pardo, manifestó que «esta herramienta es muy útil para la toma de decisiones. Con esto ya no se dará la alarma para todo el país, si no que permite sectorizar las zonas. Nosotros cruzamos los datos y los entregamos a las autoridades, por lo que la certeza de la información que manejamos es de las más alta fiabilidad».

El SIPAT es un proyecto desarrollado entre los años 2012 y 2015 por la UTFSM y el SHOA, en el marco de la adjudicación de fondos concursables del Estado (Fondef). Es una plataforma tecnológica para la estimación de la amenaza de tsunami basada en el modelo numérico de tsunamis o escenarios premodelados, mediante la cual se obtiene una evaluación rápida y sectorizada de los diferentes niveles de amenaza para Chile dado un evento sísmico, lo cual permitirá optimizar los tiempos de respuesta y en consecuencia entregar una información más precisa a las autoridades encargadas de decretar las evacuaciones de la comunidad.

Lo último
Te recomendamos

REVISTA DIGITAL

[latest_journal_single_iframe]
Suscríbase al Newsletter Aqua